Los días 24 y 25 de octubre

Los Padres Misioneros de la Preciosa Sangre celebran en Cáceres su bicentenario

Los Padres Misioneros de la Preciosa Sangre celebran en Cáceres su bicentenario
Misioneros en 2015

Los misioneros de la Preciosa Sangre celebrarán el bicentenario de su existencia (1815 -2015) durante los días 24 y 25 de octubre. A lo largo de este fin de semana se realizarán diversos actos y conmemoraciones que se unirán a las que se vienen realizando esto días a lo largo de todo el planeta.

La Comunidad de Cáceres acogerá a los invitados, tanto religiosos como laicos, que vendrán de toda la Provincial Ibérica, formada por España, Portugal y Guinea Bissau, dado que es en esta ciudad donde se establecieron por primera vez en Espapa en 1898, ostentando, por tanto la consideración de Casa Madre.

Se espera que asistan grupos tanto de Fuente de Cantos y Madrid, como de Verride, Proença -a-Nova y Vila Viçosa en Portugal: alrededor de dos centenares de personas que participarán en los actos y celebraciones previstas que se encuentran contempladas en el siguiente programa:

Sábado, 24 de octubre

17.30 h: Conventual de San Francisco.- Representación de la obra de teatro «San Gaspar» interpretada por el grupo de teatro San Francisco Javier, de Fuente de Cantos (escrita y dirigida por José Rodríguez Pinilla, profesor del colegio).

19.00 h: Conventual de San Francisco.-Oración.

19.30 h: Tiempo libre y cena.

21.30 h Conventual de San Francisco.- Musical: Migueli en Concierto.

23.00 h: Fin de actividades

Domingo, 25 de octubre

10.00 h: Iglesia de San Mateo.- Conferencia «Pasado, presente y futuro de la Congregación de Misioneros de la Preciosa Sangre» a cargo del P. Emanuele Lupi, Vicemoderador General de los Misioneros de la Preciosa Sangre.

11.30 h: Iglesia de San Mateo.- Presentación del DVD oficial del Bicentenario.

12.00 h: Iglesia de San Mateo.- Concelebración Eucarística, presidida por el Obispo de la Diócesis de Coria-Cáceres, D. Francisco Cerro Chaves y clausura del Bicentenario.

14.00 h: Casa del Sol.- Comida compartida en beneficio de la misión de Guinea Bissau.

6.00 h: Despedida.

La participación en todos los actos es gratuita y están invitados todos aquellos cacereños y cacereñas que quieran compartir este importante evento con los Misioneros.

Un poco de Historia:

El 15 de Agosto de 1815 el sacerdote italiano Gaspar del Búfalo, junto a otros tres compañeros, después de haber salido de prisión por desobediencia a Napoleón, fundó en una abadía abandonada en San Felice (Italia) un grupo de misioneros que querían acompañar al pueblo recién liberado de la invasión y propagar la devoción de la preciosa sangre de Jesucristo como fuente de sanación, liberación y reconciliación integral.

Aquel grupo (reducido en un primer momento) fue trabajando, desarrollando planes creativos de evangelización, acompañando al pueblo al que eran enviados, yendo a veces a lugares donde nadie quería ir, como pueblos ocupados de bandidos.

Este movimiento se expandió muy pronto por toda Italia, Europa y Norteamérica y posteriormente América Latina, Asia y África.

A la ciudad de Cáceres llegaron los misioneros en 1898 para hacerse cargo de la administración de un legado cedido por el III Marqués de Ovando (Vicente Mariano de Ovando Solís y Perero). Este rico hacendado cacereños abrazó en 1833 la causa del Infante don Carlos en el transcurso de la Primera Guerra Carlista, razón por la cual cuando ésta terminó con la derrota del bando del pretendiente, se vio obligado a exiliarse a Turín (Italia).

Será en aquel país donde tenga conocimiento de la Congregación de los Misioneros de la Preciosa Sangre, institución de gran prestigio por aquellas fechas debido al testimonio evangélico y misional de sus miembros a lo largo de todo el territorio italiano.

El marqués, profundamente conmovido por la labor de aquellos sacerdotes, hará testamento en 1856 a favor de la congregación legándoles gran parte de su fortuna, entre cuyas propiedades se encontraban la Casa del Sol y la Casa de la Cuesta de la Compañía con la finalidad de que se estableciera «un Instituto del PP. Misioneros del Búfalo».

No será hasta el año 1898 cuando llegue el primero de los padres misioneros a la ciudad de Cáceres, D. Bartolomeo Corradini. A este sacerdote le seguirán otros como el P. Octavio Zavatta y el H. Luis Bufalini ejerciendo ambos su apostolado en misiones populares. Los misioneros en su afán de incrementar las vocaciones abren las puertas de su casa a diversos jóvenes; también se convertirán en los custodios de la Iglesia de San Francisco Javier, por lo que también se conoce como iglesia de la Preciosa Sangre.

Los misioneros venidos de Italia permanecerán en Cáceres hasta el año 1939, en que serán sustituidos por padres alemanes de la Provincia Teutónica. No será hasta el año 1960 en que los misioneros ibéricos se harán cargo de la dirección del Vicariato.

Los misioneros desde su llegada a Cáceres han venido residiendo en la Casa del Sol, uno de los edificios más emblemáticos de nuestra ciudad monumental. A lo largo de estos 117 años han venido desarrollando actuaciones, como la creación del Colegio San Francisco Javier en Fuente de Cantos, el establecimiento de una parroquia con un marcado carácter social en el madrileño barrio de Orcasitas, o el establecimiento de misiones en Guinea Bissau, donde en la actualidad se encuentran finalizando las obras de un Punto de Atención Sanitaria. La Comunidad de Cáceres actualmente ejercen de párrocos de la Iglesia de San Mateo y del Centro Parroquial San Martín de Porres.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído