Fue abandonada cuando era un bebé en Austria

Una monja escocesa hereda un burdel de su madre biológica

Se venderá la casa y el dinero será destinado a las víctimas del hambre en la India

Una monja escocesa hereda un burdel de su madre biológica
La religiosa que heredó un burdel

Una monja escocesa, que fue abandonada cuando era un bebé, ha descubierto que es la heredera de una gran fortuna y de un burdel. La monja, de 55 años, fue dejada en un orfanato nada más nacer y, tras la muerte a los 75 años de su madre (una ex artista de circo ambulante a la que no conocía), ha recibido un burdel en Austria, situado en la provincia de Estiria. Un patrimonio muy rentable, ya que el negocio va muy bien, según afirma el diario austriaco Kronen Zeitung.

Houston L. creció en un hogar cristiano en Escocia. Ella no sabía nada acerca de su madre biológica hasta hace unos días. Entonces, un investigador la había hallado como única heredera de la fallecida mujer.

Resultó que la rica austríaca Linda K. era la madre biológica de la monja. Así que la herencia constaba de un burdel popular en Steimark en Austria. La fallecida tenía una fortuna, pero no tenía ni marido ni hijos. Nacida en Hamburgo ( Alemania) se unió a un circo ambulante. Cuando el circo estuvo en Escocia, Linda K. se quedó embarazada. La niña recién nacida fue inmediatamente entregada después del nacimiento a un orfanato cristiano.

Cincuenta y cinco años después, su hija monja vive en un monasterio en las afueras de Glasgow y ni siquiera quiso ver el burdel, sino que optó por deshacerse inmediatamente de la casa. Según su deseo, se venderá la casa y el dinero será destinado a las víctimas del hambre en la India.

(RD/Agencias)

 

Te puede interesar

Autor

Jesús Bastante

Escritor, periodista y maratoniano. Es subdirector de Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído