Un prelado nombrado por Roma dimitirá para hacer avanzar las negociaciones

Dos obispos «patrióticos» con parejas e hijos, el único escollo para el acuerdo Pekín-Roma

Ya no hay ningún obispo "clandestino" que obstaculice la reanudación de lazos diplomáticos

Dos obispos "patrióticos" con parejas e hijos, el único escollo para el acuerdo Pekín-Roma
Católicos en China Asia News

La Santa Sede no va a abandonar a ninguna parte de la comunidad católica... [ni] a ningún católico particular en China

(Cameron Doody).- Qué hacer con dos obispos nombrados por Pekín con parejas e hijos sería el último escollo que queda para que China y el Vaticano reestablezcan relaciones diplomáticas plenas. La firma de este acuerdo histórico parece así aún más inminente después de que otro obispo nombrado por Roma declarara que dimitiría a favor de un prelado de la Iglesia «patriótica» para hacer avanzar las negociaciones. 

Tal y como publica UCA News, ya no hay ningún obispo nombrado por el Vaticano que obstaculice la reanudación de lazos diplomáticos entre la Iglesia católica y el país asiático tras un parón de 67 años, después de la destitución en diciembre del obispo «legítimo» de Shantou, Zhuang Jianjian, y las noticias de la inminente abdicación del también obispo «clandestino» de Mindong, Vincent Guo Xijin.

Según informó la semana pasada el New York Times, el obispo Guo declaró que si fuera presentado con un documento auténtico del Vaticano que le instruyera a dar un paso al lado por el obispo oficialista Zhan Silu -consagrado sin el permiso del Papa- «entonces tendremos que obedecer la decisión de Roma».

De los siete obispos «ilegítimos» que han estado en el centro de la última ronda de negociaciones entre Pekín y Roma, así pues, los casos de cinco ya están resueltos. El obispo Zhan, primero, relevaría al obispo Guo en Mindong, y el obispo Joseph Huang Bingzhang sustituiría al obispo Zhuang en Shantou. No hay, por otro lado, obispos nombrados por el Vaticano en las diócesis de Heilongjiang, Kunming y Chengde, con lo que sería una cuestión de que el Papa reconociera a los obispos patrióticos que sí están allí, si así lo deseara.

Tampoco hay obispos de Roma en las diócesis de Anhui y Leshan, pero lo que complica la cuestión en estas regiones es que los prelados nombrados por el gobierno –Liu Xinhong y Lei Shiyin– tendrían parejas e hijos. Hecho que ha llevado al obispo emérito de Hong Kong, cardenal Joseph Zen, a hacer sonar la alarma nuevamente. «¿Cómo puede el Vaticano reconocer a gente así?», se ha preguntado el purpurado, quien ha intensificado sus críticas al Vaticano en los últimos meses precisamente por su política en China. 

Pese a lo que ha sostenido el cardenal Zen, no obstante, el experto en la Iglesia china y también investigador senior en el Holy Spirit Study Centre en Hong Kong, Anthony Lam Sui-ki, dijo a UCA que no es correcto que la Santa Sede quiera sacrificar a la Iglesia clandestina.

«La Santa Sede no va a abandonar a ninguna parte de la comunidad católica… [ni] a ningún católico en particular en China. Eso es lo que yo creo. Tengo confianza plena», afirmó el académico. Añadió que, bajo su punto de vista, la meta principal del Vaticano en China no es el establecimiento de relaciones diplomáticas en sí, sino la mejora «de la situación de los católicos en cuanto a su vida religiosa», y la ampliación «tanto como sea posible» de los esfuerzos evangelizadores de la Iglesia «a todos los no creyentes» en el país.

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

José Manuel Vidal

Periodista y teólogo, es conocido por su labor de información sobre la Iglesia Católica. Dirige Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído