"Lleva a las personas a esconderse y tal vez aumenta el problema", advierte el cardenal

Cardenal Marx sugiere que una «cultura hostil a la homosexualidad» puede haber agravado los abusos

Rechaza que el celibato y la pedofilia estén vinculados, pero propone un "buen diálogo" en la Iglesia sobre la sexualidad en general

Cardenal Marx sugiere que una "cultura hostil a la homosexualidad" puede haber agravado los abusos
El cardenal Reinhard Marx, arzobispo de Múnich y Frisinga SZ

Los expertos dicen que no son el celibato en sí mismo, o la homosexualidad en sí, las causas de crímenes pedófilos, pero en realidad son estos aspectos vinculados con otros como la debilidad y la inmadurez los que pueden llevar a abusos

(C.D./ANSA).- Ante los abusos sexuales en la Iglesia, los que se escuden en «excusas» como que todo es un montaje anti-católico o que son solo problemas aislados «son tan culpables de causar sufrimiento a las víctimas y se convierten de una forma en cómplices con los perpetradores«.

Es la advertencia que ha lanzado el cardenal Reinhard Marx, hombre de máxima confianza del Papa Francisco, quien también ha afirmado que, en cuanto de la respuesta de la Iglesia a las agresiones a menores, «debemos agradecer la presión pública, las críticas y las voces de víctimas… que nos ayudan a mejorar».

El cardenal Marx, arzobispo de Múnich y presidente de la Conferencia Episcopal alemana, participó la mañana de este viernes en la inauguración del Máster «Salvaguardia de los menores», promovido por la Pontificia Universidad Gregoriana en Roma, y explicó sus posturas durante una conferencia de prensa.

Se refirió al estudio sobre casos de abusos de menores en la Iglesia Católica de su país, presentado el pasado 25 de septiembre, que halló pruebas de que casi 3.700 menores fueron abusados por clérigos entre 1946 y 2014.

«Los expertos dicen que no son el celibato en sí mismo, o la homosexualidad en sí, las causas de crímenes pedófilos, pero en realidad son estos aspectos vinculados con otros como la debilidad y la inmadurez los que pueden llevar a abusos», explicó.

«Los especialistas dicen también que una cultura hostil a la homosexualidad puede llevar a las personas a esconderse y tal vez aumentar el problema», agregó.

«En lo que a mí respecta son cuestiones que debemos enfrentar, no será aboliendo el celibato como resolveremos el problema pero la sexualidad en general con todas sus cuestiones son temas de los cuales podemos hablar con un buen diálogo, también con los teólogos», explicó.

El cardenal Marx consideró que el Sínodo de Obispos dirigido a los jóvenes actualmente en curso en Roma es una buena ocasión para hablar.

«Creo que el Sínodo es una buena oportunidad para hablar de este tema. Hay distintas intervenciones al respecto, el tema está presente en todo el mundo», dijo.

«Nosotros debemos concentrarnos sobre dos cosas esencialmente. Una, la Iglesia debe mostrar que es un lugar seguro para los niños. La segunda, los jóvenes quieren una Iglesia que sea una comunidad abierta, transparente e inclusiva», concluyó el religioso alemán, advirtiendo a la vez de que solo un «cambio fundamental y sistémico» en la Iglesia evitará que la crisis de abusos vuelva repetirse.

Marx, este miércoles, en el Sínodo de los Jóvenes

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

José Manuel Vidal

Periodista y teólogo, es conocido por su labor de información sobre la Iglesia Católica. Dirige Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído