Recogen más de 5.000 firmas para que mujeres voten en el Sínodo

Marx: «La impresión de que la Iglesia es de los hombres debe ser superada»

Que haya mujeres en puestos de liderazgo "contribuye de forma decisiva a la ruptura de círculos cerrados clericales"

Marx: "La impresión de que la Iglesia es de los hombres debe ser superada"
El cardenal Marx, en el Sínodo de los Jóvenes

Marx: "Tenemos que enfrentarnos a las preguntas incómodas e impacientes de los jóvenes sobre la igualdad de la mujer en la Iglesia"

(Cameron Doody).- Una revisión del celibato sacerdotal obligatorio y más mujeres en puestos de «participación y liderazgo». Esa es la receta del cardenal Reinhard Marx para pasarle página por fin a la crisis de abusos en la Iglesia, ya que, como ha observado el arzobispo de Múnich -en Roma estos días como participante en el Sínodo de los Jóvenes- «mujeres en puestos de liderazgo en la Iglesia contribuyen de forma decisiva a la ruptura de círculos cerrados clericales» que han fomentado la cultura de agresiones a menores y su encubrimiento.

«La impresión de que la Iglesia -cuando se trata de poder- es una Iglesia de hombres debe ser superada en la Iglesia universal y también aquí en el Vaticano», declaró Marx el pasado día 11 en su intervención en el Sínodo. Si no, advirtió el también presidente de los obispos alemanes, «las jóvenes no encontrarán aquí ninguna opción creativa». «¡Ya va siendo hora!», alentó el purpurado germano.

En cuanto a qué hay que hacer para superar esta cultura machista, el cardenal Marx advirtió que ya no es suficiente «repetir los textos magistrales pertinentes» acerca de la dignidad de la mujer, sino que hace falta dejarla espacio en cargos reales de responsabilidad. «Tenemos que enfrentarnos a las preguntas incómodas e impacientes de los jóvenes sobre la igualdad de la mujer en la Iglesia», animó el purpurado a los demás delegados al Sínodo de los Jóvenes.

Pero no es que urja la cuestión del papel de la mujer en la Iglesia, según el cardenal Marx, simplemente por las inquietudes de los y las jóvenes. Más bien, es una cuestión que afecta a su propia «credibilidad», y por eso es tan importante dar a las mujeres más protagonismo «en todos los niveles de la Iglesia, desde la parroquia hasta los niveles de la diócesis, la conferencia episcopal e incluso en el Vaticano». «¡Debemos desearlo e implementarlo!», rogó Marx encarecidamente.

Recogen más de 5.000 firmas para que mujeres voten en el Sínodo

Un mero día después de la intervención de Marx, ya hubo señales de que el purpurado había dado voz, con su intervención, a los instintos de un gran número de fieles en el mundo. Según informa el National Catholic Reporter, diez organizaciones consiguieron ya el día 12 más de 2.000 firmas para su petición de que mujeres tengan voto en el Sínodo de los Jóvenes.

«Les urgimos que sitúen a las mujeres en la toma de decisiones significativas en cada organismo de la Iglesia, el Sínodo inclusive», reza la petición, que a día de hoy ya cuenta con más de 5.000 firmas. «Si pueden votar los superiores religiosos varones que no son ordenados», prosigue la petición -refiriéndose a la apertura del Sínodo de la Familia de 2015 a los votos de hombres no sacerdotes- «las mujeres religiosas superioras también no ordenadas deben votar». «No habiendo ninguna barrera ontológica/doctrinal, la única barrera es el sexo biológico del superior religioso», denuncia también la petición, que con sus firmas será entregada a todos los miembros votantes del Sínodo el próximo 18 de octubre, junto al Secretario del mismo, el cardenal Lorenzo Baldisseri.

Pero a pesar de estas miles de firmas, no todos han acogido a la petición con gusto. En una señal de la resistencia que sigue habiendo a una verdadera igualdad entre los sexos en la Iglesia, el obispo auxiliar de Roermond (Países Bajos), Everard De Jong, dijo que «este es un sínodo de los obispos». «Tenemos que escuchar a las mujeres, pero no hay obispos mujeres. No tenemos mujeres cardenales. Tenemos que vivir con ello», continuó el prelado, antes de recordar que los obispos «son los responsables en la Iglesia». «Yo no lo puedo evitar; fue la elección de Jesús», sentenció De Jong.

Autor

José Manuel Vidal

Periodista y teólogo, es conocido por su labor de información sobre la Iglesia Católica. Dirige Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído