El obispo de Goza (Malta) exige "abrir nuestras puertas" a los inmigrantes

Mario Grech: «En Europa hay un populismo falso. Europa ha envejecido, ha perdido la garra»

"Me adhiero a mi hermano Scicluna y hago un llamado a los líderes europeos: ¡No tarden!"

Mario Grech: "En Europa hay un populismo falso. Europa ha envejecido, ha perdido la garra"
El obispo de Goza (Malta) exige "abrir nuestras puertas" a los inmigrantes

Estamos hablando de Europa, de un continente cristiano: pero ¿dónde están los valores cristianos?

(RD/Vatican News).- «Que Europa muestre compasión y solidaridad concreta hacia los más vulnerables«. Este es el llamamiento del obispo de Goza (Malta), Mario Grech, indignado por la ausencia de respuestas por parte de los líderes del Viejo Continente ante el drama de las 49 inmigrantes rescatados por una ONG, pero que no encuentran un puerto abierto donde atracar.

En esta entrevista con RV, después de que Francisco, en el Angelus, reclamara a la UE «que muestre solidaridad concreta», monseñor Grech denuncia la intrumentalización del drama de estas personas. Y es que, denuncia, «en Europa hay un populismo falso».

 

¿Es esta una cuestión instrumentalizada?

– El Santo Padre ha dado una voz a los que no la tienen, y no me refiero sólo a las personas que están en los barcos, sino a mucha otra gente. Los ciudadanos quieren que Europa encuentre una solución. Por desgracia, se da la impresión de que la gente está en contra, pero eso no es cierto. Hay un falso populismo en la sociedad actual. Hay explotación, no sólo humana, económica, sino también política, de esta situación. Hemos celebrado el 70º aniversario de la Declaración de los Derechos Humanos, pero me pregunto: ¿dónde están estos derechos? ¿Por qué la sociedad es tan insensible a la defensa de los derechos humanos fundamentales? Entiendo que la cuestión de los inmigrantes es compleja. Debe ser seguido y abordado con gran calma, con gran prudencia, pero también con gran responsabilidad. No podemos desterrar la vida humana.

 

 

 

 

– Pero ¿por qué esta actitud de cerrazón?

No quiero atribuirlo sólo al gobierno italiano, sino a toda Europa. Por desgracia, Europa ha envejecido, ha perdido la garra. Hay mucho miedo y desinformación, este es otro factor que impide tomar decisiones valientes. Luego -como subrayó el Papa en la homilía de la Epifanía- debemos aprender y apreciar el don de la gratuidad, la lógica del don. Nos abrimos al otro hasta que el otro puede darnos algo, pero no debe ser así. Debemos abrirnos a los demás sin esperar recibir nada en cambio. Para mí, esta actitud demuestra nuestra pobreza hoy, pobreza no sólo en el sentido material, sino también en el sentido de los valores, por no hablar de la pobreza de nuestra fe. Estamos hablando de Europa, de un continente cristiano: pero ¿dónde están los valores cristianos? Para mí el Papa ayer prestó su voz al niño Jesús, que está presente en este pueblo, y tal vez está creando esa «perturbación» que los Magos han creado para las autoridades de la época.

 

 

 

– ¿Qué solución sería deseable?

La solución inmediata es abrir nuestras puertas a estas personas. Según nos informan los médicos a bordo de los buques, la situación está empeorando cada hora que pasa. Luego hay que pensar en los países de origen. Se ha hablado de un plan Marshall para África: es también en esto en lo que los líderes políticos deben pensar y proponer algo. Desgraciadamente, la política de hoy está enferma, como dijo el Papa, «la política está viciada». Por lo tanto, debemos educar a una buena política, que no es más que la organización de la vida común de la gente.

 

– Ayer mons. Scicluna, obispo de Malta, salió a bordo de la MV Lifeline, amarrada en el Gran Puerto de Malta. Ha declarado que es una «gran injusticia que estos hermanos y hermanas se hayan transformado en víctimas de las negociaciones entre los líderes europeos…»

– Dicen que hay negociaciones en curso, pero ¿cuándo llegará la solución? Repito, la vida humana está en riesgo. Si la vida humana se pierde, será una gran, gran injusticia, será un pecado. Me adhiero a mi hermano Scicluna y hago un llamado a los líderes europeos: «¡no tarden!»

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Jesús Bastante

Escritor, periodista y maratoniano. Es subdirector de Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído