Es el presidente del Pontificio Consejo para la Familia

«Homosexualidad, éticamente inaceptable»

Se quieren hacer pasar como irrelevante las diferencias naturales

El purpurado llama "resíduo tóxico" a la ideología de género

(RD/Ep).-El presidente del Pontificio Consejo para la Familia, el cardenal Antonelli, afirmó ayer que la homosexualidad es «éticamente inaceptable» durante la sesión de apertura de hoy del Sínodo de los Obispos para Africa que se está celebrando en el Vaticano.

«Bajo la excusa de una justa igualdad de dignidad y de derechos se quiere dar como irrelevante las diferencias naturales entre hombres y mujeres como si fueran indiferenciados, y por lo tanto, equivalentes a todas las orientaciones y comportamientos sexuales, con implicaciones éticamente inaceptables», afirma el purpurado, según recoge Radio Vaticano.

Antonelli alertó además de que la teoría de género, a la que se refirió como «residuo tóxico«, se está infiltrando en la sociedad africana.

Por su parte, el arzobispo de Johannesburgo y presidente de la Conferencia Episcopal Sudafricana, monseñor Joseph Tlhagale, denunció que los valores del Evangelio están amenazados por una ética que «trata de persuadir a los africanos de aceptar conceptos nuevos y diferentes de la familia, del matrimonio y de la sexualidad humana».

«Las culturas de Africa están sometidas a una fuerte presión del liberalismo, la secularización y los grupos de presión que campean en las Naciones Unidas», agregó el prelado sudafricano.

En este sentido, instó a los laicos a que den testimonio en el ámbito público, en sus familias y en sus lugares de trabajo.

«La jerarquía no cuenta con miembros creíbles en la labor de transfrmación de Africa; los laicos católicos deben ser tenidos en cuenta por su fe, la jerarquía no puede hacer todo por sí sola», concluyó.

 

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído