"Cuando hablamos con Dios hablamos con personas"

Francisco: «Dios es una persona concreta, no un Dios spray»

"La gente dice que en el fondo cree en Dios, pero ¿en qué Dios cree?

Francisco: "Dios es una persona concreta, no un Dios spray"
Misa de Francisco en Santa Marta

Nosotros creemos en Dios que es Padre, que es Hijo, que es Espíritu Santo. Nosotros creemos en personas

El papa Francisco afirmó hoy que Dios es una «persona concreta», no un «Dios spray, una presencia impalpable, nebulizada». En la homilía de la misa que celebró como cada mañana en la capilla de la Casa Santa Marta, donde reside, el papa argentino volvió a predicar utilizando un lenguaje coloquial y lleno de metáforas, que va delineado su estilo de comunicación directo y sencillo dirigido a los fieles.

Ayer, por ejemplo, había dicho que la iglesia no puede hacer de «baby-sitter» de los cristianos, sino que debe ser «madre» y por eso los laicos deben redescubrir su responsabilidad de bautizados.

Hoy, al celebrar la misa, se preguntó: «cuántas veces la gente dice que en el fondo cree en Dios, pero ¿en qué Dios cree?«.

«Un Dios difuso, un Dios-spray, que está un poco por doquier pero no se sabe qué es. Nosotros creemos en Dios que es Padre, que es Hijo, que es Espíritu Santo. Nosotros creemos en personas, y cuando hablamos con Dios hablamos con personas: o hablo con el Padre, o hablo con el Hijo, o hablo con el Espíritu Santo. Esta es la fe», sostuvo.

Sobre su particular estilo de comunicación, el vocero de la Santa Sede, el jesuita Federico Lombardi, dijo que Francisco tiene un modo «nuevo e inmediato, levanta el teléfono y llama», y eso «no me llega a través de la estructura».

«Tiene un sentido de novedad, creatividad y espontaneidad, pero sin duda debo aprender cómo hallar el mejor camino y recorrerlo, es muy positivo, pero debemos reacomodar nuestra forma de trabajar y hacer este servicio», explicó el padre Lombardi al recibir el premio Comunicadores Allianz.

Según informó Radio Vaticana, participaron de la misa de hoy en Santa Marta los empleados de la Inspección de Policía Italiana ante la Santa Sede, a quienes el papa agradeció por el servicio que brindan «para el bien común, para la paz común», que requiere «rectitud de la mente, vigor de la voluntad, honestidad para los afectos, serenidad».

Tras la celebración, Jorge Bergoglio recibió al embajador de Portugal, Antonio Carlos Carvalho de Almeida Ribeiro, en ocasión de la presentación de sus cartas credenciales.

También mantuvo una audiencia con el patriarca de Antioquía de los Griego-Melquitas (Siria), Gregorio III Laham. (RD/Agencias)

 

Autor

José Manuel Vidal

Periodista y teólogo, es conocido por su labor de información sobre la Iglesia Católica. Dirige Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído