"Les pido que no dejen enfriar lo que han vivido durante estos días", ruega Francisco

Lisboa acogerá la próxima Jornada Mundial de la Juventud en 2022

"No se olviden que no son el mañana, no son el "mientras tanto" sino el ahora de Dios"

Lisboa acogerá la próxima Jornada Mundial de la Juventud en 2022
Lisboa, JMJ 2022

A ustedes, queridos jóvenes, un grande «gracias». Su fe y su alegría han hecho vibrar a Panamá, a América y al mundo entero

(Jesús Bastante).- Era un secreto a voces, que ya fuera adelantado por RD el pasado 2 de diciembre: Portugal, en concreto Lisboa, acogerá la próxima Jornada Mundial de la Juventud de 2022. El Papa regresará a la Península Ibérica, y estará muy cerca de una España que sigue sin visitar.

El anuncio se efectuó al término de la misa conclusiva de la JMJ de Panamá, ante má de 600.000 jóvenes. Varios jóvenes portugueses subieron al altar, con banderas del país vecino, recibiendo la noticia con alegría.

Entre los seis mandatarios que acudieron a la clausura, se encontraba el presidente portugués, Marcelo Rebelo de Sousa, acompañado por el secretario de Juventud y Deportes, João Paulo Rebelo, y el presidente da Cámara de Lisboa, Fernando Medina.

 

 

 

 

«Anuncio que la próxima Jornada Mundial de la Juventud será en Portugal», anunció el cardenal Farrel. El patriarca Manuel Clemente, presente en la misa, recibió el testigo de manos de monseñor Ulloa. La talla original de la Virgen de Fátima, que no había salido del país desde el año 2000, se hizo presente, durante estos días, en la capital centroamericana.

En sus palabras finales, Bergoglio dio gracias a Dios «por habernos dado la posibilidad de compartir estos días y vivir nuevamente esta Jornada Mundial de la Juventud».

El Papa quiso agradecer especialmente al arzobispo de Panamá, José Domingo Ulloa, por «su disponibilidad y su buen hacer al acoger en su Diócesis esta Jornada», así como a todos los países del entorno, «por todo lo que han realizado en sus comunidades para dar cobijo y ayuda a tantos jóvenes».

 

 

 

 

«Gracias a todas aquellas personas que nos han sostenido con su oración, y que han colaborado con su esfuerzo y trabajo para hacer realidad este sueño de la JMJ en este país», añadió Francisco, quien quiso dar un «gran gracias» a los jóvenes. «Su fe y su alegría han hecho vibrar a Panamá, a América y al mundo entero«.

«Somos peregrinos», proclamó el Papa. «Estamos en camino, sigan caminando, sigan viviendo la fe y compartiéndola. No se olviden que no son el mañana, no son el «mientras tanto» sino el ahora de Dios».

«Ya se ha anunciado la sede de la próxima Jornada Mundial de la Juventud. Les pido que no dejen enfriar lo que han vivido durante estos días. Vuelvan a su parroquias y comunidades, a sus familias y a sus amigos, y transmitan esta experiencia, para que otros puedan vibrar con esa fuerza e ilusión que ustedes tienen», concluyó el Papa, invocando a María, y cerrando sus palabras con el ya clásico: «Y, por favor, no se olviden de rezar por mí».

 

 

Saludo final

Al final de esta celebración, doy gracias a Dios por habernos dado la posibilidad de compartir estos días y vivir nuevamente esta Jornada Mundial de la Juventud.
De modo particular deseo agradecer la presencia en esta celebración del señor Presidente de Panamá, Juan Carlos Varela Rodríguez, como también la de Presidentes de otras naciones y la de las demás autoridades políticas y civiles.
Agradezco a Mons. José Domingo Ulloa Mendieta, arzobispo de Panamá, su disponibilidad y su buen hacer al acoger en su Diócesis esta Jornada, así como a los demás obispos de este país y de los países vecinos, por todo lo que han realizado en sus comunidades para dar cobijo y ayuda a tantos jóvenes.
Gracias a todas aquellas personas que nos han sostenido con su oración, y que han colaborado con su esfuerzo y trabajo para hacer realidad este sueño de la JMJ en este país.
Y a ustedes, queridos jóvenes, un grande «gracias». Su fe y su alegría han hecho vibrar a Panamá, a América y al mundo entero. Como hemos escuchado tantas veces durante estos días en el Himno de esta JMJ: «Somos peregrinos que venimos hoy aquí desde continentes y ciudades». Estamos en camino, sigan caminando, sigan viviendo la fe y compartiéndola. No se olviden que no son el mañana, no son el «mientras tanto» sino el ahora de Dios.
Ya se ha anunciado la sede de la próxima Jornada Mundial de la Juventud. Les pido que no dejen enfriar lo que han vivido durante estos días. Vuelvan a su parroquias y comunidades, a sus familias y a sus amigos, y transmitan esta experiencia, para que otros puedan vibrar con esa fuerza e ilusión que ustedes tienen. Con María sigan diciendo «sí» al sueño que Dios sembró en ustedes.
Y, por favor, no se olviden de rezar por mí.

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Jesús Bastante

Escritor, periodista y maratoniano. Es subdirector de Religión Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído