LA MONARQUÍA ESPAÑOLA

Don Juan Carlos corta dos orejas y rabo y sale por la puerta grande en la Plaza de Toros de Aranjuez

Don Juan Carlos corta dos orejas y rabo y sale por la puerta grande en la Plaza de Toros de Aranjuez
Don Juan Carlos RS

Feo espantoso del rey Felipe VI y su mujer Letizia a Don Juan Carlos. Una vez más dan de lado al que fuera monarca durante décadas.–El real, crudo y penoso motivo por el que el Rey Juan Carlos se retira para siempre–

Ni Felipe VI ni doña Letizia ni doña Sofía han acompañado a don Juan Carlos este 2 de junio en el almuerzo de despedida que ha celebrado en Aranjuez, ni en la posterior corrida de toros en la plaza del Real Sitio. Pero estaba Santiago Cañizares, de Vox, según informalia.–Escándalo Real: airean el turbio asunto entre Don Juan Carlos, Antonia Dellate y Lequio–

El rey don Juan Carlos ha recibido, eso sí, un sonado y casi unánime homenaje de los aficionados que le han aclamado este domingo en la corrida celebrada en Aranjuez, homenaje a su madre, doña María de las Mercedes, coincidiendo con su retirada de la actividad institucional y en una jornada en la que ha estado arropado por la parte de su familia más aficionada a los toros, aunque sin Victoria Federica.

La retirada ha comenzado este 2 de junio, justo el día que se cumplían los cinco años del anuncio de su abdicación en su hijo, Felipe VI.

El emérito había previsto asistir a la corrida de la localidad madrileña mucho antes de que supiéramos que iba a ser especial por tratarse de su retirada de la vida pública, retirada que no afectará a sus actividades privadas, por lo que no es que vayamos a dejar de verle sino que no representará a la Corona a partir de ahora.

Los casi 9.000 aficionados que abarrotaban la plaza acogieron la entrada del rey en el palco con un prolongado aplauso, y mientras don Juan Carlos saludaba, se sucedían los gritos de «¡viva España!» y «viva el rey», ovaciones y vivas que junto con cánticos de «¡yo soy español!» se repitieron cuando la banda interpretó el himno nacional con toda la plaza en pie y homenajeando al rey.

Don Juan Carlos ha estado acompañado en el palco por su hija la infanta Elena y su nieto Felipe Juan Froilán, así como por su hermana la infanta Pilar y los hijos de ésta Simoneta y Fernando Gómez Acebo.

La corrida de Aranjuez se ha celebrado en el marco de las fiestas de San Fernando con un cartel del que formaban parte los diestros Morante de la Puebla, el Juli y José María Manzanares. Todos ellos han brindado sus toros al rey. Además de servir de inauguración de las obras de reforma del coso (ya bicentenario) del Real Sitio, se organizó un homenaje a la madre del rey, condesa de Barcelona, fallecida hace 19 años, y muy aficionada a los toros. Se había colocado en el palco real un retrato de la mujer de don Juan de Borbón, y antes del inicio de la corrida se entregó a don Juan Carlos una placa en recuerdo y homenaje a su madre.

Entre el público asistente a la corrida se ha podido ver también a María Zurita, hija de la infanta Margarita, y entre los dirigentes políticos se encontraba el presidente de Vox, Santiago Abascal.

Don Juan Carlos había organizado un almuerzo previo con familiares y amigos también en Aranjuez, en los Jardines de Oñate, un lugar para eventos particulares y vetado a los medios de comunicación, informa la agencia Efe.

Al llegar en su vehículo a la puerta de acceso a ese recinto, don Juan Carlos, que ocupaba el asiento del copiloto, ha bajado la ventanilla y ha saludado con la mano a los informadores allí apostados. Ante sus preguntas por el hecho de que haya decidido dejar a partir de este domingo su agenda institucional, se ha limitado a saludar de nuevo.

Fue el pasado lunes cuando don Juan Carlos, según un comunicado de Zarzuela, informó por carta a su hijo, Felipe VI, de que había decidido que a partir de este 2 de junio dejaría de presidir actos institucionales. Aseguraba que se trata de una «firme y meditada» convicción y que, a sus 81 años, ve llegado el momento de «pasar una nueva página». Aunque deje la vida institucional mantendrá su condición de miembro de la familia real, su consideración de rey y el estatus jurídico que ha tenido desde su abdicación hace un lustro. Por tanto, seguirá siendo aforado, como los parlamentarios y miembros del Gobierno, y capitán general de las Fuerzas Armadas en la reserva. Zarzuela no descarta que pueda asistir también a algún acto oficial o conmemoración, pero ya sin ejercer la representación institucional de la Corona. Su último acto oficial fue el pasado 17 de mayo en el Monasterio de El Escorial con motivo de la entrega del II Premio Órdenes Españolas.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído