El DKV no puede doblegar al Cibona

El DKV Joventut estuvo a punto de darle la vuelta a una situación muy complicada, cuando perdía por 50-35 en el descanso, pero acabó cediendo por un mínimo 77-74 en la cancha del Cibona de Zagreb. El equipo de Aito García Reneses tuvo la posibilidad de equilibrar el partido cuando a 4 segundos, el Joventut buscó la prórroga en una jugada para Paco Vázquez.

El escolta recibió falta por parte de Warren en una acción continuada desde más allá de la línea de 6,25 metros, pero el árbitro italiano Cicoria dio únicamente dos tiros libres, con lo que abortaba parte de las opciones verdinegras.

Hasta entonces, el Joventut mostró su peor imagen en los dos primeros cuartos y su mejor baloncesto en la reanudación, hasta el punto que dispuso de 4 puntos de ventaja a 1.18 minutos para el final. En los dos primeros cuartos, el partido vino marcado por la extraordinaria exhibición del escolta croata Davor Kus. Segurísimo en el tiro, Kus fue capaz de anotar 20 puntos en los dos primeros cuartos de un partido que su equipo necesitaba ganar para mantener sus opciones de clasificarse para la siguiente ronda.

El juego exterior del Cibona fue insuperable. Entre Kus, Marijan Mance, Andrew Wisniewski y Chris Warren se bastaron para ofrecer un partido que se asemejaba más a un concurso de tiro. Además, los croatas anotaron numerosos tiros libres y acabaron el primer cuarto con un claro 28-189 a su favor, en un periodo en el que únicamente dio buenas sensaciones Rudy Fernández.

Las cosas empeoraron para el equipo de Aito en el segundo cuarto, a pesar de una mejora defensiva, y al descanso todo parecía perdido para los badaloneses (50-35). Sin embargo, la asfixiante presión que ofrecieron Ricky Rubio, Rudy y Elmer Bennett, la facilidad en las transiciones y el vistoso juego de ataque obró una metamorfosis absoluta para los catalanes.

Un parcial 4-20, después de que el Cibona se quedara 4 minutos sin anotar, puso al Joventut por delante y encaró de la mejor manera el cuarto final (59-60). Las buenas sensaciones se mantuvieron prácticamente hasta el final. Los verdinegros llegaron a dominar con 4 puntos de diferencia, después de una jugada de canasta más libre adicional de Archibald que puso el 69-73 a 1.18 para el final.

Entonces, apareció Kus, que no había anotado desde el segundo cuarto, y después Warren para lograr sendos triples y dejar el tanteador 75-73 a 24 segundos para el final. Archibald sólo anotó un tiro libre a 12 segundos (75-74), Andric no falló desde la misma posición a 9 segundos (77-74) y Vázquez, desquiciado por la decisión arbitral, erró los dos tiros libres en la última jugada del partido.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído