El Milan tumba al United y se verá en la final con el Liverpool

El Milan tumba al United y se verá en la final con el Liverpool


(PD/Agencias).- El equipo italiano, con goles de Kaká, Gilardino y Seedorf, venció cómodamente al Manchester United de Cristiano Ronaldo.

Al final, el United no ha desplegado ese gran ataque que se le presuponía y los de Ancelotti se presentan a la final con la seguridad como tarjeta de presentación. Les espera el Liverpool, su rival de hace dos años en Estambul.

BATALLA DE CENTRALES

Los centrales del United, Vidic y Brown, no han podido parar en ningún momento a sus rivales y el equipo de Milán ha controlado siempre el partido para manejarlo a su gusto.

El Milan ha jugado con la seguridad de los grandes clubes, aquellos que saben en todo momento la tecla que hay que pulsar en cada momento para mostrarse muy superiores incluso con jugadores tan faltos de técnica como Oddo. Para empezar, han sometido a un acoso total a Van Der Sar, quien ha sufrido más por el asedio de los locales que la lluvia torrencial reinante en el inicio del partido.

De hecho, a los dos minutos ya se habían acercado por sus dominios Kaká y Seedorf y el guardameta había tenido que salvar un excelente remate de su compatriota.

Además, los zagueros del United no están acostumbrados a jugar en semifinales de la Liga de Campeones ante jugadores de la calidad de los del Milan. Y los chicos rossoneri lo sabían. Así, la pareja mágica del Milan volvía a aparecer y Seedorf se desmarcaba en el área para ceder de cabeza al área. Allí, Kaká mostraba su calidad y con un magnífico zurdazo raso y bien colocado anotaba el primer gol.

El encuentro pasaba por el minuto 11 y los del United ni siquiera se habían acercado a Dida. De hecho, el primer y único tiro a puerta del United ha sido de Giggs, siempre brillante, en el 19. Por lo demás, ni Cristiano Ronaldo hallaba soluciones en la izquierda ante las carreras de Gattuso, ni el centro del campo inglés funcionaba ni el balón llegaba a Rooney.

NERVIOS EN EL MANCHESTER

En cambio, el Milan acumulaba posesión del balón sin riesgos y cada vez que llegaba sus hombres de ataque la pelota el miedo se apoderaba de sus rivales. Así lo ha percibido Vidic en el minuto 30, cuando el serbio se ha resbalado con la lluvia al despejar ante la presión italiana y el balón ha acabado en los pies de Seedorf. Por supuesto, el holandés ha aprovechado la jugada para demostrar dos cosas: primero, que esta temporada ha vuelto a ser uno de los mejores mediapuntas del continente y segundo, que su tiro es letal.

Como resultado, los italianos se marchaban con dos goles de ventaja al descanso y la sensación de una solidez inquebrantable. Por su parte, los británicos cada vez daban mayores muestras de nerviosismo en su defensa y hasta fabricaban las ocasiones de gol de sus rivales. Afortunadamente para los de Ferguson, Van Der Sar ha estado muy lúcido y Oddo no ha encontrado el punto de mira a la hora de centrar desde la derecha en toda la primera parte.

Tras el descanso el panorama apenas ha cambiado. Los visitantes han buscado más el ataque porque necesitaban dos goles para pasar la eliminatoria, pero Cristiano Ronaldo ha estado bastante impreciso y egoísta para deleite de los contragolpes italianos. Esto ha posibilitado que Kaká se presentara de nuevo cara a cara con Vidic para mostrar su calidad y la endeblez de sus rivales defensivos.

Con todo perdido, el Manchester United se ha lanzado a su placentero ataque total con el mayor número de efectivos. Desde el minuto 15 de la segunda parte el Milan se ha agazapado en su área para cerrar espacios y los de Ferguson se han volcado desde las bandas para encontrar el gol. Ante estas circunstancias ha emergido Ambrosini, para frenar a los ingleses de cualquier manera, escoltado por Gattuso, aunque hoy el gladiador ha limitado sus apariciones debido a sus problemas físicos.

Ferguson ha introducido más artillería en el terreno de juego en los últimos minutos al sustituir al lateral O’Shea por el delantero Saha. Inmediatamente, el Milán aprovechaba que su rival sólo contaba con tres defensas y Gilardino aprovechaba el agujero defensivo para llegar con tranquilidad a la portería de Van der Sar y sumar el tercero para su equipo.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído