Schuster huye de los medios

(PD).- Apenas 34 segundos duró la rueda de prensa de Bernd Schuster tras el encuentro que el Real Madrid ganó en el Colombino (2-3). El técnico alemán se enfadó por las preguntas sobre el árbitro Iturralde González y decidió concluir su comparecencia.

El colegiado protagonizó algunas decisiones controvertidas durante el partido que provocaron las protestas de los jugadores del Recre nada más finalizar el partido: Raúl arrancó en fuera de juego en el primer gol del Real Madrid, expulsó a dos jugadores del Recreativo y después a Sergio Ramos.

Al llegar a la sala de prensa, los periodistas preguntaron hasta en tres ocasiones al técnico del Real Madrid por la actuación arbitral. Schuster se limitó a responder a las dos primeras con monosílabos y optó por levantarse tras la tercera. Algunos reporteros de los medios locales reprocharon al entrenador alemán su actitud y llegaron a insultarle.

Robinho, autor de los dos goles definitivos afirmó que «son tres puntos muy importantes» y que espera seguir jugando a este nivel para «poder ser campeones de la Champions y de la Liga». La vuelta de Robinho, tras varios partidos de ausencia desde su lesión ante el Valladolid, llegó en el momento más oportuno para el Real Madrid. «No me preocupa el Barcelona, sólo me preocupa el Real Madrid. Esperemos seguir jugando bien y poder ser campeones de la ‘Champions’ y de la Liga», dijo el brasileño.

El árbitro recogió en el acta los insultos de Sergio Ramos

En el acta del partido, Iturralde reflejó que Sergio Ramos le insultó tras ser expulsado. En el capítulo de ‘Otras Incidencias’, Iturralde señala: «En el minuto 55, tras producirse la expulsión del dorsal número cuatro del Real Madrid, Sergio Ramos García, éste se dirigió a mí diciendo: ‘Cagao, eres un cagao, te has cagao’, teniendo que ser sujetado por los compañeros al dirigirse hacia mí'». Estas expresiones pueden acarrearle una sanción de un partido extra, además del que tendrá que cumplir por la tarjeta roja.

Por su parte, el entrenador recreativista, Manolo Zambrano, que no quiso enjuiciar la actuación arbitral, comentó que su equipo no había tenido «el premio merecido por el trabajo desarrollado en el terreno de juego» y felicitó a sus jugadores: «A los que les doy un diez por su trabajo y su afán por conseguir la victoria».

Para el técnico onubense «los modestos tenemos que pelear contra todos los elementos» en alusión a las decisiones del colegiado, quejándose de la falta de criterio entre los colegiados españoles. «La victoria ha sido un premio muy grande para el Real Madrid y la derrota un premio muy corto para mi equipo, que ha sido el que ha hecho los méritos para el triunfo», señaló.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído