Contra el Autismo, “Ajedrez sin Barreras” en Extremadura

Contra el Autismo, “Ajedrez sin Barreras” en Extremadura
Ajedrez sin Barreras

Hace tres años comenzó en Extremadura un proyecto de Ajedrez para ayudar a los niños con Autismo. Este proyecto es pionero en España y casi en el mundo, ya que existen muy pocas experiencias que acerquen el Ajedrez a las personas con Autismo.

Para el Club Ajedrez Ajoblanco, organizador del proyecto, con la colaboración de la Fundación Jóvenes y Deportes del Gobierno de Extremadura y la Federación Extremeña de Ajedrez, el proyecto supone una oportunidad para que las personas que sufren este trastorno del neurodesarrollo puedan ocupar su tiempo de ocio y tiempo libre en una actividad que no requiere de un esfuerzo de comunicación social, siendo éste el problema más importante de éstas personas.

El proyecto a lo largo de estos tres años se ha desarrollado en asociaciones de Badajoz y de Cáceres como APNABA, Taller de los Sueños o AFTEA. En todas ellas resaltan lo importante que es para estos chicos el poder dedicar parte de su tiempo en una actividad que les entretiene al mismo tiempo que desarrolla sus capacidades mentales.

El ajedrez permite la inclusión de las personas con autismo, como no lo puede hacer otro deporte, ya que una persona con autismo tendría muchas dificultades para jugar e un deporte de equipo como el fútbol o el baloncesto, pero el ajedrez al ser un deporte individual que no requiere expresamente de una comunicación verbal y de equipo permite que no exista exclusión lo que da lugar a una total integración de la persona que sufre autismo como una persona más. Además que mejora su autoestima en la consecución de logro, al vencer a personas que no tienen discapacidad o al menos a poder jugar sin necesidad de participar en torneos especiales sino en torneos para todos sin que lleven ninguna muletilla de autismo.

Las personas con autismo, padecen una enfermedad del neurodesarrollo que afecta a funciones cerebrales como la memoria de trabajo, la atención y concentración, la capacidad de planificar, de inhibir o la flexibilidad mental. Estas son precisamente capacidades que se desarrollan mediante el ajedrez. Y desarrollan estas capacidades, sin necesidad de esfuerzo, porque se divierten y lo pasan bien y no hacer mejor aprendizaje que el juego, donde ganan y pierden, donde se equivocan y rectifican y es que aprender no es sinónimo de aburrimiento, con lo que van a sacar mucho más provecho.

Próximamente, desde «Ajedrez sin Barreras»,desarrollarán torneos y simultáneas donde todos estos chicos podrán poner en práctica todo lo aprendido.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído