75-94. Ricky Rubio desatasca al Barça en Zagreb

75-94. Ricky Rubio desatasca al Barça en Zagreb

El jugador del Regal Barcelona, Ricky Rubio, intenta anotar ante la defensa de Marcus Johnson (der), del Cibona Zagreb, durante su partido del grupo C de la Euroliga en Zagreb, Croacia. EFE

EFE/Archivo

Un gran Ricky Rubio, que ha firmado una de sus mejores actuaciones en la Euroliga, ha liderado la victoria del Regal Barcelona en la cancha del Cibona de Zagreb (75-94), equipo que ha resistido durante tres cuartos a los campeones de la Euroliga.

Sin los lesionados Juan Carlos Navarro y Pete Mickeal, y con el recuerdo de las dos derrotas cosechadas consecutivamente en los últimos días (Montepaschi Siena y Caja Laboral), el protagonismo de los azulgrana lo han copado sus jugadores interiores, aunque en el momento determinante del partido (47-51, en el tercer cuarto), ha aparecido la mejor versión de Ricky Rubio para solventar el escollo.

El base de El Masnou, alicaído tras el Mundial, ha estado a un gran nivel, especialmente en la segunda mitad del partido. Al final ha conseguido 18 puntos, 4 recuperaciones y 4 asistencias; y ha estado bien acompañado por Joe Ingles (16 puntos), Terence Morris (15) y Fran Vázquez (14).

El inicio del partido ha sido placentero para el Barça. Impulsados por la fortaleza interior de sus pivots y la anotación de Ingles, el último fichaje del equipo de Xavi Pascual, el Barcelona no ha tenido problemas para escaparse en el marcador en los primeros minutos.

Frente a un inexperto equipo, último del grupo, y con graves problemas económicos como es el Cibona, los azulgrana lo tenían todo a su favor y con cinco minutos jugados la diferencia ya era clara para ellos (6-15).

Sin su base titular, Stipcevic, también con problemas físicos; al Barça le valía con asegurarse su rebote defensivo y correr en transición para tener un buen margen de seguridad.

En el ecuador del segundo cuarto, los azulgrana dominaban la situación con suficiencia (18-34). A los croatas, sin peso en la pintura, sólo les quedaba como alternativa el tiro exterior, faceta en la que hasta entonces no habían estado muy acertado, pero en un momento delicado ha aflorado el talento natural de sus jugadores.

Dos triples de Delas y otros tantos de Bogdanovic, la apagada estrella del Cibona, han puesto a los locales en buena situación (31-38). El Barça no se ha encontrado cómodo en la defensa de los exteriores y ha cedido un parcial 23-20 en este periodo, que se ha cerrado con 36-44 a favor de los de Pascual.

Sin ideas en ataque, los azulgrana se han complicado la vida en los primeros minutos del tercer cuarto. El Cibona ha buscado las penetraciones de sus jugadores exteriores ante la superioridad del Barça en la pintura y los de Pascual no han encontrado soluciones.

Los balcánicos se han acercado hasta el 47-51 (a 4:45 para el final del tercer cuarto), con la mejor versión de Bogdanovic sobre la pista.

Pero entonces, Ricky Rubio ha retomado el mando. Ha aparecido Fran Vázquez y la fortaleza interior del Barça. Total, un parcial 2-11 en 2:30 minutos y situación superada (49-62).

En el cuarto final, el dominio de los azulgrana ha sido incontestable y han cerrado el partido con la máxima ventaja que han tenido a lo largo del encuentro: 75-94. La victoria es la cuarta del Barça en seis partidos.

– Ficha técnica:

75 – Cibona (13+23+21+18): Vragovic (6), Bogdanovic (26), Zubcic (7), Johnson (6), Radosevic (14) -cinco inicial-, Pasalic (5), Vrbanc (5), Delas (6) y Smajlagic (-).

94 – Regal Barcelona (24+20+27+23): Rubio (18), Grimau (8), Ingles (16), Lorbek (9), Fran Vázquez (14) -cinco inicial-, Morris (15), Sada (4), N’Dong (10), Lakovic (-) y Aparicio (-).

Árbitros: Cerebuch (ITA), Chiari (ITA) y Jasevicius (LTU). Sin eliminados.

Incidencias: 5.000 espectadores han asistido al encuentro, correspondiente a la sexta jornada de la primera fase de la Euroliga, disputado en el Centro de Baloncesto Drazen Petrovic de la capital croata.

Tres minutos antes de que el partido llegara al descanso, los ruidosos aficionados croatas que llenaban las gradas del pabellón han enmudecido en protesta por la delicada situación económica del equipo. Posteriormente han continuado con sus cánticos de ánimo durante el resto del partido.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído