Los Cavaliers no se rinden

NBA: Kyrie y LeBron resucitan al y habrá quinto partido

Cleveland inflinge la primera derrota en playoff a los Warriors gracias a su defensa, su mejor juego colectivo y el talento de Kyrie Irving

NBA: Kyrie y LeBron resucitan al y habrá quinto partido
Kyrie y LeBron (CAVALIERS). NB

El sueño de un anillo inmaculado sin derrotas en playoff se desvanece para unos Warriors desconocidos que siempre han ido a remolque

El confeti y las celebraciones tendrán que esperar. El champán queda en la nevera. Los Golden State Warriors no han logrado cerrar las finales de la NBA de la manera que soñaban, invictos en playoff, y deberán regresar a su cancha para hacerlo en el quinto partido de la serie final.

El cuarto, jugado en Cleveland, será histórico por otras razones de las esperadas: el recital anotador de los Cavaliers que les permitió sumar la primera victoria en esta serie (137-116) con registros ofensivos impactantes en la primera mitad y un registro de triples (24) que puso en peligro el récord absoluto de anotados por un equipo en un partido NBA (25).

Kyrie Irving, con 40 puntos, lideró la acometida de los Cavs, que mostraron su orgullo de vigentes campeones para jugar con mejor concepción de juego colectivo e intensidad que en otras ocasiones. Su reto es mayúsculo pero ahora las cosas están igual que el año pasado, con un 3-1 en contra y la perspectiva del quinto partido el lunes en Oakland.

Como cuenta Julian Filipo este 10 de junio de 2017 en ‘Mundo Deportivo’, Cleveland ha empezado con mucho acierto y determinación logrando en el primer cuarto un récord anotador, mejor marca en un cuarto en las finales, 49 tantos.

Impresionante acierto y determinación de los Cavs que, por fin, han actuado como equipo. Las canastas iniciales de Love o Smith se vieron facilitadas por la labor en rebote de Thompson. Con 16 puntos de renta mediado el cuarto (27-11) apareció Durant para recortar las diferencias a seis pero los Warriors no han tenido control emocional en este final de cuarto volviendo a ceder una diferencia considerable.

La tendencia se ha mantenido en el segundo cuarto con lo que hemos asistido a la primera mitad más anotadora de la historia de las finales NBA, 86-68. Tras un primer cuarto con todos los Cavs implicados, llegó el momento de Kyrie Irving, imparable en penetraciones a canasta.

Sus canastas unidas a las de LeBron en lanzamientos lejanos o también bajo el aro dieron el impulso definitivo a Cleveland para dominar con suficiencia y ventajas de hasta 20 puntos, 69-49. Sólo Durant,en la línea impecable de partidos anteriores, ha puesto resistencia. Gran nivel defensivo de los Cavs, clave en su control de partido.

Cleveland ha dominado el tercer cuarto con ventajas de hasta 22 puntos gracias al acierto en el tiro exterior, con Love, Smith o LeBron destacados. Sus 20 triples tras tres períodos ya constituían un récord en finales. Los Cavs han tenido unos minutos más discretos hacia el final del período pero Golden State no acaba de encontrar continuidad.

Pese a un inicio de cuarto frío, las diferencias se han mantenido en el último cuarto, de nuevo con Irving de protagonista para neutralizar las reacciones de los californianos. Con rentas superiores a los 15 puntos en todo momento, las estrellas quedaron reservadas para la siguiente batalla, otro match-ball para la sentencia de Golden State.

  • 137 – CLEVELAND: Love 23, James 31, Thompson 5, Irving 40, Smith 15, Williams 2, Jefferson 8, Williams 5, Shumpert 5, D. Jones, J. Jones, Korver 3.
  • 116 – GOLDEN STATE: Green 16, Durant 35, Pachulia 6, Curry 14, Thompson 13, West 6, Barnes, McAdoo, Iguodala 4, McGee 4, McCaw 3, Livingston 19, Clark 5.
  • PARCIALES: 49-33, 37-35, 29-28, 22-20.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído