2-1. El Auxerre sigue vivo tras sorprender al Ajax

2-1. El Auxerre sigue vivo tras sorprender al Ajax

El Auxerre sorprendió al Ajax de Amsterdam con una trabajada victoria (2-1) en casa, gracias a los goles de Sammaritano y Langil, y se mantiene vivo en la lucha por la segunda plaza del grupo G que da el pase a los octavos de final.

Los franceses salvaron un «match ball» con un triunfo de raza, apoyados por un público que volverá a darlo todo en el próximo encuentro, también en el Abbé Deschamps y ante el Milán, cuando se jugarán buena parte de sus opciones frente a los italianos, que tras empatar con el Real Madrid cuentan con cinco puntos.

El Auxerre sumó sus primeros tres puntos cuando más difícil lo tenía, tras encajar el empate, pero el delantero Langil certificó una victoria que se fundamentó en los compases iniciales del encuentro.

Las lesiones de Jelen, Le Tallec, Licata, Traoré y Sanogo, y las sanciones de Oliech y Mignot obligaron al técnico francés, Jean Fernández, a alinear un once de circunstancias, en especial en la parte ofensiva del equipo, donde Frédéric Sammaritano realizó su debut en Liga de Campeones.

No pudo empezar mejor el diminuto jugador francés -incorporado por el Auxerre en el último día del cierre del mercado estival-, ya que en el minuto 9 enganchó una pelota al borde del área que, tras rebotar en un defensa rival, se coló en la portería de Stekelenbourg, inaugurando así el marcador.

El Ajax trató de reaccionar, consciente de lo mucho que se jugaba, y De Zeeuw estuvo apunto de neutralizar el partido al minuto siguiente, pero su volea salió rozando el larguero.

Sin embargo, los holandeses se ofuscaron y les costaba mucho encontrar la manera de conectar con sus dos hombres más peligrosos, el marroquí El-Hamdaoui y el uruguayo Luis Suárez.

Además, los de Martin Jol sufrían en defensa con los contraataques del Auxerre, gracias a las buenas prestaciones de jugadores como Pedretti o Birsa, que a punto estuvieron de aumentar la renta francesa.

Hasta el minuto 38, el Ajax no volvió a crear peligro, fue en una jugada personal de Luis Suárez, que tras dos buenos regates cruzó demasiado el balón a la derecha del meta Sorin.

Con varias acometidas francesas se llegó al descanso, donde el técnico holandés movió ficha para arreglar la triste primera parte del Ajax. De Jong sustituyó a un inédito Enoh para dar más mordiente.

El guión cambió en el segundo acto. El Ajax apretó el acelerador y llegaba con más peligro al área, pese a la maraña de jugadores que acumulaba el Auxerre en defensa.

Suárez, de nuevo, se encontró con el larguero en un remate de cabeza (m.60), y un minuto después su disparo con la puntera se marchaba cerca del palo.

El uruguayo se erigió como el líder claro de su equipo. Todos le buscaban y todas las acciones de peligro pasaban por él, y de un córner que provocó -tras dos remates que Grichting sacó bajó palos- llegó el empate holandés.

Fue el central Alderweild quien en el minuto 79 se alzó por encima de los defensores franceses para conectar un testarazo que entró limpio en la portería de Sorin.

El partido se rompió y cuando parecía que el Ajax podría sacarlo adelante, fue el francés Langil, en una jugada de pícaro de Chafni – que sacó rápido una falta- quien establecería el definitivo 2-1.

Pese a los últimos coletazos del Ajax, el marcador ya no se movió. Los franceses siguen soñando, mientras que los holandeses desperdiciaron una gran oportunidad para acercarse a los octavos.

Ficha técnica:

2 – Auxerre: Sorin; Hengbart, Coulibaly, Grichting, Dudka; Contout (Chafni, m.80), Pedretti, Ndinga, Birsa; Sammaritano (Berthod, m.85) y Quercia (Langil, m.62)

1 – Ajax: Stekelenburg; Van der Wiel, Alderweild, Vertonghen, Anita (Sulejmani, m.58); Enoh (De Jong, m.46), De Zeeuw (Eriksen, m.82), Lindgren; Luis Suárez, El-Hamdaoui y Emanuelson.

Goles: 1-0, min. 9: Sammaritano. 1-1, min. 79: Alderweild. 2-1, min. 83: Langil.

Árbitro: Mark Clattenburg (ING). Mostró cartulina amarilla a los visitantes Van der Wiel (m.36), Suárez (m.85) y Verthongen (m.86)

Incidencias: Partido correspondiente a la cuarta jornada del grupo G de la Liga de Campeones disputado en el estadio Abbé Deschamps, de Auxerre, ante unos 20.000 espectadores.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído