Periodista de El País y autor de 'Prepárense para perder' (Ediciones B)

Diego Torres: «Mourinho ideó un método de propaganda para que se creyese que los periodistas conspiraban contra él»

"La prensa en España no ha estado en contra de Mourinho. Fue mucho más comprensiva con su trabajo que con Pellegrini o Ancelotti"

En el vestuario del Madrid ha habido jugadores muy valientes y jugadores muy cobardes

El paso de José Mourinho por Madrid tardará mucho, mucho tiempo en ser olvidado. Para bien o para mal, el hueco que ha dejado el de Setúbal en el banquillo del Bernabéu es grande y con ello le va a tocar convivir a su sucesor al frente del Madrid, Carlo Ancelotti.

Ahora, cuatro meses y medio después del anuncio de su adiós, sale a la venta un polémico libro firmado por Diego Torres, periodista argentino del diario El País y uno de los mayores críticos del preparador portugués.

Narrado con estilo fluido y directo, Torres recopila una serie de episodios hilados entre sí que resumen la era de Mourinho en la capital españa (2010-2013). ¿Y por qué ese titúlo? Pues porque con ese «prepárense para perder», Mourinho se dirigió a sus propios jugadores en la previa de la vuelta de las semifinales de la Champions League contra el Barça tras haber caído por 0-2 en la ida tras una polémica expulsión de Pepe, que dejó a los blancos con uno menos:

 

«En Barcelona tenemos tres opciones: dos imposibles y una posible. La única opción posible es que el partido acabe con un marcador con un marcador ajustado y perdamos la eliminatoria. De las dos opciones imposibles, la primera es que nos metan una goleada. Esto hay que evitarlo a toda costa para poder culpar a los árbitros. Esto jamás se puede dar. La otra imposible es que ganemos la eliminatoria. Si salimos a conservar el 0-0 y acabamos pasando a la final, perfecto. Pero lo prioritario es conseguir un marcador ajustado para echar la culpa a los árbitros. Un 2-1, un 1-0, un empate…me valen para decir que nos robaron en el Bernabéu»

En resumen, un libro que apasionará a muchos -Santi Segurola lo ha calificado en una charla digital de «fascinante»- y en cambio indignará a los seguidores más acérrimos de José Mourinho, pero que no dejará indiferente a nadie.

TITULARES MÁS RELEVANTES DE LA ENTREVISTA CON DIEGO TORRES:

Hay un grupo de gente en el Madrid que siente nostalgia porque el equipo no funciona. Ven en Ancelotti una persona que no llena ese vacío que llenaba Mourinho con su carisma y su personalidad

Sus virtudes son la capacidad para convencer a los jugadores, la oratoria, el don de la persuasión, es un buen preparador físico y es muy didáctico en sus explicaciones: es claro en sus indicaciones y capaz de contagiar a los futbolistas de su ambición

El club ponía a disposición de Mourinho todo su aparato de comunicación: Florentino Pérez hablaba con periodistas en privado, sus asesores también lo hacían, Mourinho tenía relación con periodistas a los que trasladaba información, lo mismo que Rui Faría y Karanka porque sabían que nadie se lo iba a reprochar en el club. Todo lo que ellos le dijeran a la prensa gozaba del beneplácito del mismo. En cambio todo lo que dijeran los jugadores o que estuviera fuera de los cauces oficiales estaba bajo sospecha

Eladio Paramés tenía relación con periodistas. Era el vínculo entre Mourinho y determinados periodistas, a los que trasladaba mensajes que luego publicaban o no. Actuaba de jefe de prensa con la particularidad de que él no trabajaba en el Madrid. Mourinho siempre tuvo un equipo paralelo

El método de propaganda consistía en trasladar el mensaje de que los periodistas conspiraban contra Mourinho. Es una contradicción pero funciona, sobre todo cuando tienes un talento especial para fabricar enemigos y conflictos que no existían. No creo que la mayoría de la prensa haya estado en contra de él. La gran parte de la prensa que rodea al Madrid siempre fue más comprensiva con el trabajo de Mourinho que con Ancelotti o Pellegrini, que podrían pensar con más motivos que han sido objeto de una persecución

No me considero antimourinhista. He hecho mi trabajo sin hacer juicios de valor porque no es mi función. Describía situaciones que a Mourinho le parecían atentatorias contra el orden que había implantado en el Madrid

Nunca he hablado en privado con él. Yo quise, pero siempre mantuvo las distancias. Una cosa es acercarse al personaje y otra perseguirlo. Mourinho es el entrenador más aislado que he visto en la historia del Madrid. Llevaba guardaespaldas e iba rodeado de su gente.

Ha habido jugadores que se acercaron a Mourinho porque les ofrecía calor y seguridad, ese fue el caso de Granero, al que sus compañeros cambiaron el mote de ‘Pirata’ por el de ‘Pelota’

En el vestuario del Madrid ha habido jugadores muy valientes y jugadores muy cobardes

Coentrao desapareció en ocasiones y no se presentó a los entrenamientos, cosa que no es nada habitual en el fútbol profesional

Mourinho se dedicó tanto en frenar al Barça que dejó de trabajar un estilo propio o enriquecer a su equipo con unos recursos

García Ferreras tiene amistad con Florentino y éste respeta su opinión. Conoce el club y el presidente consideró sus consejos acerca de Mourinho de una forma más minuciosa que los de Zidane o sus directivos

El momento de anunciar la marcha de Mourinho ha sido el más duro que ha afrontado Florentino en sus años de presidente, incluyendo la primera etapa. Tenía que anunciar que el paso de éste por el Madrid no era un fracaso sino un gran éxito. Justo tras acabar de perder la Copa y dejar plantado al Rey. Todo un papelón

Los periodistas que hacen información del Madrid son muy buenos profesionales en general. No sé a que se refieren con mangonear en el club. Mangonear significa robar. U obtener algún tipo de beneficio o poder. No conozco ningún periodista que obtenga dinero del Madrid. Es una acusación de mal gusto.

No he tenido nunca ningún problema en el Bernabéu. Llevo acudiendo 15 años y en general la gente es moderada en general

Reseña de ‘Prepárense para perder’ (Ediciones B):

Cuando en mayo de 2010 el club más poderoso del planeta contrató al entrenador más famoso, el fútbol español vivía su apogeo histórico. España nunca había contado con tantos y tan buenos jugadores y entrenadores. Salvo por la brecha económica, el deporte parecía atravesar un momento de felicidad.

Bajo la tranquila superficie de esas aguas, sin embargo, fluía un violento deseo de desquite. El conflicto avanzaba silencioso hacia una crisis sin precedentes, hasta que por fin se produjo un estallido de interrogantes de difícil respuesta cuyo protagonista se encargó de oscurecer en el límite de la parodia: «¿Por qué? ¿Por qué? ¿Por qué?…»

La contratación de José Mourinho por el Real Madrid desató una cadena de reacciones que cambiaría la sustancia misma de todos los elementos en juego. Cuando en mayo de 2013 el presidente madridista Florentino Pérez anunció la rescisión del contrato con el mánager, el club más poderoso semejaba un ejército agotado en medio del desierto; su archirrival, el Barcelona, luchaba por reinventarse, y el propio Mourinho, emborronado y envejecido, admitía su fracaso.

El autor:

Diego Torres nació en Mendoza, Argentina, en 1972. Es licenciado en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid. En 1997 hizo el máster de Periodismo de la Escuela del diario El País, en cuya sección de Deportes trabaja desde ese mismo año.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Roberto Marbán Bermejo

Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad Complutense de Madrid y actualmente cursa el grado de Ciencias Políticas por la UNED, fichó en 2010 por Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído