LIGA BBVA | DEPORTIVO

Adolfo Suárez, el Presidente que nunca escondió sus colores

Suárez siempre sintió una especial debilidad por el Deportivo de la Coruña.

Adolfo Suárez, el Presidente que nunca escondió sus colores
Adolfo Suárez. EFE

Adolfo Suárez sentía los colores del Deportivo de La Coruña, el equipo con el que llegó a probar como jugador, del que fue presidente de honor, socio destacado y al que vio ganar al Real Madrid la Copa del Rey en el Santiago Bernabéu en 2002.

Cuando Fran González recogió aquella Copa que pasó a la historia como la del ‘Centenariazo’, porque coincidía con la fecha en la que el Madrid celebraba sus cien años de vida y la edición centenaria del torneo, Adolfo Suárez sonrió en el palco del Bernabéu, detrás del capitán del Deportivo y del Rey.

Aquel gesto fue premiado meses después por el Deportivo, que disfrutaba de los mejores años de su historia, y que reservó a Adolfo Suárez el carné 30.000, número que alcanzaba por primera vez desde su creación en 1906.

«Y la meta se logró a lo grande. El socio número 30.000 es Adolfo Suárez, una figura destacada de la historia de España. El primer presidente del gobierno tras la dictadura de Franco y uno de los artífices de la transición pacífica de los años 70», recordaba el club gallego en septiembre de 2002.

Adolfo Suárez envió una carta al entonces presidente del Deportivo, Augusto César Lendoiro, en la que afirmaba estar encantado de incorporarse en tan histórico momento al club por el que sentía «una simpatía muy especial».

No en vano, el Suárez adolescente, que pasaba los veranos en La Coruña, entró a formar parte de la escuela que había organizado el entrenador Alejandro Scopelli y en la temporada 1949-50 llegó a vestir la camiseta del Deportivo juvenil.

Además, ya en el Gobierno, Antonio Álvarez Rodríguez, dirigente del Deportivo entre 1974 y 1982, le nombró presidente de honor del club coruñés, al que vio ganar sus seis títulos oficiales y del que presumía.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído