(Crónica) El Celta no se engancha por completo a la pugna por el séptimo puesto

El RC Celta de Vigo y la UD Almería han empatado este lunes (2-2) en el estadio de los Juegos Mediterráneos, en un partido que ha cerrado la jornada 35 de la Liga BBVA, y tras el cual los gallegos han malgastado una buena oportunidad de proseguir en su lucha por los puestos que dan acceso a la próxima Europa League.

Con este resultado, el Celta sale del feudo almeriense con 46 puntos en su casillero de la novena posición; así, los vigueses no logran empatar con el Athletic Club en el séptimo lugar, el cual daría acceso a la próxima Europa League si el FC Barcelona derrota precisamente a los bilbaínos en la final de Copa del Rey. Por su parte, el Almería no fue capaz de alejarse del descenso y da continuidad a su dura pugna con el Deportivo.

En su compromiso de este lunes, el equipo local comenzó más ‘enchufado’ que su adversario, aunque sin plasmar su sintonía en ocasiones de verdadero peligro. Eso lo aprovechó el Celta para empezar a desperezarse, turbando la tranquilidad de la defensa andaluza con varios lances guiados por Nolito y Krohn-Dehli.

El propio Krohn-Dehli propició el tanto inaugural del encuentro, que curiosamente llevó la firma de su compañero de fatigas; tras una galopada a trompicones del danés por la frontal del área rival, Nolito ‘cazó’ un rebote para conectar en el aire una media volea y que se coló ajustada en el arco defendido por el portero local Rubén Martínez.

Los andaluces acusaron ese tempranero 0-1 (min.17) y poco antes del descanso cristalizaron su mala dinámica encajando un segundo gol. Un balón largo sin aparente peligro fue prolongado por el delantero visitante Larrivey, para que un defensor del Almería cediera demasiado flojo a su guardameta y Santi Mina se beneficiara del error, variando la trayectoria de la pelota de cara a sortear a Rubén y sellar el 0-2 (min.39).

El cuadro gallego alcanzaba el intermedio con los deberes hechos y exhibiendo buenas sensaciones a la hora de corroborar su objetivo, el cual sin embargo se puso en entredicho nada más iniciarse la segunda parte. A los pocos segundos de la reanudación, un largo barullo dispuso el balón hacia el flanco izquierdo del Celta, donde Ximo Navarro disparó según le venía; su remate fue repelido entre el poste y el portero celtiña Sergio Alvarez, quedando el rechace en el área pequeña y a merced de que Thievy acortara diferencias (1-2).

Casi a renglón seguido, el mismo Thievy forzó la expulsión de Gustavo Cabral cuando el atacante rojiblanco se encaminaba en solitario al arco gallego. Ocasión manifiesta de gol y el árbitro J.A. Teixeira Vitienes no dudó en dejar con uno menos sobre el césped a los visitantes, lo que les presagiaba malas noticias. De hecho, Jonathan Zongo certificó esos augurios con el definitivo 2-2 (min.68) tras un centro de Dubarbier desde la izquierda, tocado por Tomer Hemed para asistir al goleador.

Hasta el pitido de la conclusión, ambos conjuntos amagaron pero finalmente parecieron conformarse con la igualada; sobre todo, después de que los rojiblancos se quedaran también con 10 futbolistas sobre el campo, debido a la expulsión de Mauro Dos Santos por doble tarjeta amarilla.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído