PP y CiU sacan adelante el Real Decreto sobre la venta centralizada de los derechos de TV

El Partido Popular (PP) y Convergencia i Unió (CiU) han logrado la convalidación en el Congreso del Real Decreto Ley sobre la venta centralizada de los derechos de televisión de los clubes profesionales de fútbol, con la abstención del PSOE, PNV, IU, ERC y BNG y cuya tramitación como Proyecto de Ley ha sido rechazada.

Dicha convalidación se produce un día después de que el Gobierno defendiera la votación como Real Decreto y descartara su remisión como Proyecto de Ley, como le reclamaron los grupos de la oposición, debido al carácter urgente de la medida para no perjudicar los intereses de los clubes profesionales.

El ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert, dijo en el debate parlamentario en la Cámara Baja que el nuevo contrato televisivo podrá suponer «entre 1.000 y 1.500 millones de euros» y recordó la «unanimidad» con la que LFP, RFEF y AFE solicitaron al Gobierno el Real Decreto.

Asimismo, Wert aseguró que las reivindicaciones que planteaban la RFEF y el sindicato de jugadores para convocar la huelga en el fútbol a partir de este fin de semana no pasaban por la tramitación como Protecto de Ley sino por el Convenio Colectivo. «Estamos trabajando de día y de noche para alcanzar un consenso», señaló.

Este jueves la Audiencia Nacional ha aceptado la medida cautelar solicitada por la Liga de Fútbol y ha suspendido la huelga convocada por la AFE. Posteriormente, la RFEF ha confirmado que sí habrá fútbol este próximo fin de semana anunciando que levantaba el paro sobre las competiciones de Primera, Segunda y Segunda B acordado el pasado 6 de mayo.

El pasado 30 de abril el Gobierno aprobó en Consejo de Ministros este Real Decreto Ley para la comercialización de los derechos de explotación de contenidos audiovisuales de Primera, Segunda División, Copa del Rey y Supercopa de España, así como los criterios para la distribución entre los clubes.

Entre otras cosas, recoge que el 90 por ciento de los ingresos por la explotación de estos derechos audiovisuales, que el presidente de la Liga, Javier Tebas, estima que podrían alcanzar los 2.000 millones en 6 años, serán para los clubes de Primera y el 10 por ciento restante para los de Segunda.

Asimismo, el nuevo texto aprobado prevé que se mejoren los mecanismos de control económico, así como se den garantías de pago a la Hacienda Pública y la Seguridad Social para cobrar la deuda de los clubes de fútbol y se destine el 1 por ciento a la promoción del fútbol aficionado -con un mínimo de 10 millones- y el 1,5 por ciento a los deportistas de élite, fútbol femenino y asociaciones y sindicatos de futbolistas.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído