Messi salva el empate para Argentina frente al batallador México

Brasil vence a EEUU (1-4) en un partido fácil en el que se reinvindicó Neymar

Brasil vence a EEUU (1-4) en un partido fácil en el que se reinvindicó Neymar
Neymar. BZ

Brasil ha cerrado con nota su gira de preparación para el inicio de las eliminatorias para el Mundial de Rusia 2018 tras ganar a la anfitriona Estados Unidos (1-4), con dos goles de un Neymar que dio aire fresco a la ‘canarinha’ y se reivindicó, ya recuperado de las paperas y molestias en la rodilla, mientras que Leo Messi salvó un empate al final del choque de la albiceleste contra México (2-2).

Si bien Brasil sufrió más de lo esperado para superar a Costa Rica (1-0), ante Estados Unidos cambió totalmente, se hizo un lavado de imagen y todo gracias a un Neymar que, partiendo de nuevo desde el banquillo, revolucionó el choque con sus dos goles. El blaugrana entró al partido en el descanso, con 0-1 tras el gol de Hulk, y contribuyó a cerrar el partido al marcar de penalti, forzado por él mismo, el 0-2 y tras una buena jugada individual en la que bailó en el área (0-4).

Neymar, en una jugada habitual en él, recibió el balón y mareó a sus defensores dentro del área, con regates rápidos y precisos, para finalmente encontrar el único hueco posible hacia la red. No le hizo falta engatillar un fuerte disparo, sino que con precisión puso el balón en el fondo de la portería para cerrar la goleada.

No quería estar en el banquillo Neymar y volvió a hacerlo. Pero ante Costa Rica jugó 9 minutos y ante Estados Unidos, con 45 minutos de juego, demostró que quiere y debe ser el líder de este Brasil. También se postuló como quizá el mejor carrilero izquierdo del mundo el madridista Marcelo, con otra exhibición defensiva y ofensiva.

El gol final de Williams en el descuento fue el gol del honor para una selección de Estados Unidos que no pudo hacer nada ante el festival de Brasil. Un triunfo con color blaugrana, pues al doblete de Neymar, que estuvo cerca del ‘hat-trick’ al enviar cerca de la portería un lanzamiento de falta directa, se sumó el golazo de Rafinha, quien tras debutar como internacional absoluto ya ha abierto su cuenta realizadora.

Un tanto de bella factura el del pequeño de los hermanos Alcántara, pues recibió un balón en profundidad y, pese a la oposición férrea de un defensa, se zafó de él con un toque de espuela y remató con la diestra para sorprender a Brad Guzan. Los de Jürgen Klinsmann, claramente superados, no pudieron contrarrestar la magia de una Brasil renacida que ha encontrado, al parecer, el camino al resurgimiento.

MESSI, AL RESCATE DE ARGENTINA

Por otro lado, Argentina empató ante México (2-2) al igualar en los cinco minutos finales del partido los goles previos de Javier Hernández y de Héctor Herrera. La entrada de Sergio Agüero en el ’75 dio alas a Argentina pues el ‘Kun’ creyó más que nadie en la remontada, si bien fue Leo Messi quien puso el empate final en una gran jugada de ambos.

Pese a dominar el partido, Argentina se vio superada por un gol de penalti del ‘Chicharito’, nuevo jugador del Bayer Leverkusen, y de Herrera, que pilló desprevenida a la zaga albiceleste y superó a Nahuel Guzmán de disparo potente, pese a que el guardameta llegó a tocar el balón. Poco a poco fue haciéndose con el control de nuevo, pero solo con la entrada de Agüero cambiaron las tornas.

Con la dupla Kun-Messi en ataque llegaron los dos goles, en cinco minutos, que evitaron el tropiezo de una Argentina que venía de vapulear a Bolivia (7-0) en el primer partido de la gira por Estados Unidos. Así, y con sus goles y presencia, Messi da por finalizado el episodio de amor-odio en su país y con su afición, tras ser criticado al perder la Copa América y por los rumores de que el ’10’ podía tomarse un tiempo sabático como internacional.

No ha sido así y, por contra, Messi ha sido clave en el triunfo ante Bolivia y en el empate ante México. Primero, Ezequiel Lavezzi persiguió con fe un balón, evitó el córner y centró para que Agüero, llegando desde atrás, pusiera el 1-2 en el minuto 85. Poco después, el ‘Kun’ sirvió un gran balón a Messi, que lo controló con el pecho y, revolviéndose y sin dejarlo caer al suelo, empalmó una volea con la zurda para batir a Muñoz.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído