Don Balón

Los tapados (clave) con los que el Real Madrid remontará ante el Wolfsburgo

Si el partido sigue los guiones previstos, varios elementos que escapan a los análisis más simples pueden ser tan importantes como los Cristiano, Bale y compañía

Los tapados (clave) con los que el Real Madrid remontará ante el Wolfsburgo
Cristiano Ronaldo, Gareth Bale y Karim Benzema. RM

El Real Madrid necesita hacer como mínimo dos goles en noventa minutos esta noche en el Santiago Bernabéu para forzar la prórroga ante el Wolfsburgo, o tres para pasar la eliminatoria y acceder a las semifinales de la Champions League por sexto año consecutivo.

Si los alemanes marcan un gol, sumado a los dos que hicieron en su estadio en la ida, los blancos se verán obligados a marcar cuatro y se eliminará la opción del tiempo extra.

Una batalla contra el cronómetro y los nervios que tanto Zidane como sus jugadores esperan ganar, amén de contra el Wolfsburgo, un rival cuya mayor amenaza ya vimos en tierras germanas: Contragolpes y Julian Draxler.

Es evidente que el guión del choque no podrá ser otro que el de un asedio constante del Madrid al equipo alemán. Probablemente no durante noventa minutos.

Pueden pasar muchas cosas que alteren un estado de control absoluto del juego por parte del equipo merengue, desde una presión alta bien ejercida por el Wolfsburgo hasta rachas de respiro para unas piernas, las de los jugadores madridistas, que seguro empezarán a perder gasolina a partir del segundo periodo. I

ncluso decisiones arbitrales. Pero lo normal es que el Madrid embotelle a su enemigo y que éste contragolpee, en una suerte de partido en ‘modo asedio’ en el que el juego rápido de paredes y la entrada por los costados se harán, si cabe, más importantes.

Los delanteros serán la clave, por supuesto. Del grado de inspiración y el acierto sobre la portería del Wolfsburgo que tengan esta noche Cristiano Ronaldo, Gareth Bale y Karim Benzema estará gran parte de la eliminatoria.

Pero ante una defensa tan cerrada como estará la alemana otros jugadores se harán tan importantes o más que ellos. Para empezar, en algún momento del choque, salvo que asistamos a un suicidio del equipo visitante en forma de dos o tres goles en los primeros minutos, algo que sentenciaría un partido que se ha vuelto interesante y lo convertiría en el aburrido trámite que siempre debió ser, los mediapuntas creativos, esos que son capaces de encontrar huecos entre las defensas más blindadas, serán necesarios. Isco y James no partirán de inicio pero tendrán su cuota de protagonismo como secundarios.

Junto a ellos, absolutamente claves para abrir la lata serán los laterales, hoy sin el error de inicio de alinear a Danilo y sí con Carvajal, que junto a Marcelo debe completar uno de esos partidos que se les recuerden. Los extremos, con una nueva noche de opciones para Lucas Vázquez y Jesé,hoy pueden confirmarse como alternativas.

Y por encima de todo, un inspirado Keylor Navas, que a buen seguro tendrá que desbaratar más de una ocasión clara de un Wolfsburgo que sí, alguna tendrá. Serán los gregarios de lujo de un duelo en el que estarán puestos los focos de toda Europa.

Seguir leyendo

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído