El Barça se enroca como verdugo del Sevilla en Supercopas

El FC Barcelona se consolida como verdugo del Sevilla en Supercopas al haber conseguido, en tan solo un año, derrotar dos veces al conjunto andaluz en estos característicos títulos veraniegos después de imponerse el pasado curso en la Supercopa de Europa, en la prórroga, y esta vez en la de España, logrando así su duodécimo trofeo.

El equipo entrenado por Luis Enrique, que partía con una buena ventaja del partido de ida (0-2), hizo de su feudo un fortín y levantó el primer título de la temporada delante de su afición ante un Sevilla mermado por el calendario ajetreado y la falta de preparación física, típica de estas alturas de temporada, que le propinó varias lesiones inesperadas.

De este modo, la entidad blaugrana levanta la primera Supercopa de España de la era Luis Enrique, el único título que aún no habían logrado en esta trilogía que ha empezado con buen pie la tercera temporada. El equipo, sin Neymar ni Rafinha, ha empezado a rodar a un alto nivel y con la consecución del trofeo se agrega una inyección de moral a la plantilla.

El pasado curso el conjunto catalán se enfrentó ante el Athletic de Bilbao en este mismo torneo y fueron los ‘leones’ los que alzaron el galardón en el Camp Nou, después de ganar en la ida por un contundente 4-0 y lograr el empate en Barcelona (1-1), dejando en una mera ilusión la posible remontada de los blaugrana.

A la postre, el Barça logra su duodécima Supercopa de España y agranda, aún más, su diferencia respecto al Real Madrid, segundo clasificado en el palmarés con nueve títulos. Este trofeo es el primero que consiguen las cuatro nuevas incorporaciones de la plantilla blaugrana –André Gomes, Lucas Digne, Samuel Umtiti y Denis Suárez– y Sergi Samper, recién subido del filial.

Las estadísticas seguirán dando como vencedor al Barcelona en las Supercopas, y es que Barça y Sevilla se han encontrado en cuatro ocasiones. Dos veces en la de España, donde los catalanes se han impuesto en ambas citas, y otras dos ocasiones en la europea, donde empatan a títulos ya que, en 2006, fueron los andaluces quien pasaron por encima de los blaugrana.

Con este resultado y a falta de escasos días para el inicio de la Liga, el Barcelona llega a su partido frente al Betis como vigente campeón de la competición y con la moral por los aires después de haber levantado, a estas alturas de temporada, su primer título. Por otro lado, el Sevilla recibirá al Espanyol, con muchos minutos acumulados en las piernas de sus jugadores, una prórroga, y dos finales perdidas.

Booking.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído