Mundial Rusia 2018

Croacia sigue con vida gracias a Modric y Kovacic

Luka Modric y Mateo Kovacic estarán en semifinales tras tumbar a la selección anfitriona en un partido agónico

Croacia sigue con vida gracias a Modric y Kovacic
Modric YT

Croacia se medía en Sochi a una de las grandes sorpresas del torneo internacional. En la Copa del Mundo todos esperaban un duelo entre España y los de Luka Modric, sin embargo, fue Rusia la que se presentaba a ese partido. Lo hacía como un acontecimiento único para el país, con el estadio volcado, y con los de Cherchésov volcados para seguir creciendo en el Mundial, según recoge Manuel Calero en defensacentral.

Como si fuese un sueño, el guion perfecto de los rusos se cumplía en una de las primeras llegadas de ataque. En el poco peligro que se generó en los primero minutos de partido, Denis Cheryshev, el exmadridista, encontraba petróleo con un gran disparo desde fuera del área. Habían transcurrido apenas 31 minutos de juego y el jugador criado en La Fábrica ya había dejado su sello. El Zar de Rusia, 4 goles, y una de las grandes sorpresas del Mundial.

La Croacia de Luka Modric es un equipo muy sólido y respondió 8 minutos después. Al filo del descanso, en el 39, Kramaric remataba con la testa y mantenía intacto el gran deseo de convertir su participación en el Mundial en un “cuento de hadas”, como afirmó el propio mediocentro del Zadar. Al descanso todo se quedaba tal y como comenzó con ese 1-1 en el electrónico que ponía las tablas en el partido.

La segunda mitad comenzó con alternativas, pero la ocasión más clara fue para el cuadro balcánico que llevaba el dominio del juego. Perisic, a bocajarro, la estrellaba en el palo con Akinfeev ya batido. La suerte del anfitrión también jugaba y Croacia iba merodeando el gol. Rusia, al igual que en los octavos y al contrario de la primera mitad, se echaba para atrás y parecía pedirle al árbitro que adelantase la prórroga y se fuesen a penaltis. Por momentos, eso sí, lo intentaba en los contragolpes. Fernandes se la puso a Erokhin en el punto de penalti y de cabeza la mandaba arriba. Todo parecía muy igualado y podía pasar cualquier cosa a falta de los últimos 10 minutos de partido. Con Rusia embotellada lo intentó Croacia, con Subasic lesionado, y con un descuento de 5 minutos. No hubo suerte y lo que sí hubo fue 30 minutos más de fútbol, una prórroga que los rusos firmaron desde el primer segundo de partido.

En el minuto 100, en una jugada embarullada, tras un centro de Luka Modric se paseó el balón dentro del área y Vida con la cabeza remató para poner el 1-2. Entraba en extásis la selección balcánica tras ese gol y se veía en semifinales cuando peor se veía de fuerzas. Faltaba rematarlo en el segundo tiempo de la prórroga. Subasic tuvo que intervenir ante la acometida rusa final, en tromba a por el empate. No fue suficiente porque en el 114 marcaba Mario Fernandes de cabeza y provocar el delirio en Rusia. La anfitriona todavía tenía más ‘vida’ que Croacia. Los jugadores completamente ‘tiesos’ ya pensaban en los penaltis. Todo se lo jugarían en la lotería de los penaltis. Ahí a veces te sale cara y a veces te sale cruz, a Rusia le salió cruz e Inglaterra se medirá a Croacia en las semifinales.

VÍDEO DESTACADO: Luka Modrić

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído