Entrenadores

¡De pena!: Guardiola reniega de la Selección Española

Pep comentó con sorna la posibilidad de entrenar algún día al combinado nacional

¡De pena!: Guardiola reniega de la Selección Española
Guardiola DC

Pep Guardiola aseguró hace unos días en una entrevista que le gustaría ser seleccionador. El técnico catalán, actualmente en el Manchester City, no mostró sus preferencias en ese momento pero a posteriori ha dejado claro que la Selección Española no está entre los combinados que dirigiría, según defensacentral.

Estaba claro: el sinvergüenza del lacito y defensor de delincuentes fugitivos jugó como futbolista hasta 47 partidos con la camiseta de la Selección Española, pero nunca sintió los colores. Lo hizo porque la ‘pela’ es la ‘pela’ y el prestigio profesional que daba ser internacional no lo habría tenido si se hubiera quedado en casa. Y lo ha demostrado con un comentario sobre el que muchos han pasado de puntillas pero que supone una auténtica confirmación de los ideales de Guardiola: separatista a más no poder.

«Si se da la oportunidad, quiero entrenar a una selección. Lo quiero probar, seguro. Si me quieren…», fueron las palabras de Pep en Universo Valdano hace unos días, rechazando entre risas la posibilidad de entrenar a la selección de Argentina. En sala de prensa, este viernes confesaba no obstante que Argentina podría ser uno de los equipos a los que representar: «No he dicho que no quiera entrenar a Argentina. Argentina ya tiene buenos entrenadores que pueden representar a los argentinos, pero hay muchas selecciones para entrenar».

España no será una de esas selecciones en su lista de opciones: «Yo creo que eso no va a ocurrir», garantizó. Faltaría más. Los españoles no querían a Piqué por su posicionamiento hacia la independencia catalana, y con Guardiola sucede más de lo mismo. Hay muchos entrenadores que dirigirían a la Selección Española con mucho más orgullo que un tipo que apoya a los que atentan contra la Constitución.

VÍDEO DESTACADO: Pedrerol machaca la frivolidad de Guardiola por equiparar el dichoso ‘lacito’ amarillo con el del cáncer o el sida

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído