Los exjugadores del Betis Xavi Torres y Antonio Amaya y otras seis personas también fueron condenados con penas de cárcel

La justicia española condena a Ángel Vicay con 8 años de cárcel por el ‘caso Osasuna’

Nueve de los 11 condenados condenados a prisión y el Osasuna deberá ser indemnizado con más de dos millones de euros

La justicia española condena a Ángel Vicay con 8 años de cárcel por el 'caso Osasuna'
Ángel Vicay.

La Justicia española ha sellado con el martillo las condenas del ‘caso Osasuna’.

Este viernes 24 de abril de 2020, la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Navarra, condenó a 8 años y 8 meses al exgerente del Osasuna, Ángel María Vizcay.

Pero también los exjugadores del Betis Xavi Torres y Antonio Amaya y otras seis personas. Los agentes inmobiliarios Albert Nolla y Cristina Valencia, el extesorero de Osasuna Sancho Bandrés, así como los exdirectivos Jesús Peralta, Miguel Archanco y Juan Antonio Pascual.

Hay que recordar que el caso se remonta a 2014, cuando se iniciaron las pesquisas tras las sospechas de que algunos exmandatarios rojillos pagaron a jugadores de Betis para que ganaran al Valladolid y que posteriormente se dejaran ganar por el Osasuna, en los últimos partidos de la temporada.

La sentencia ha dejado condenas de entre ocho años y ocho meses y un año de prisión a nueve de los once acusados.

Esta puede ser recurrida ante el Tribunal Supremo, condena por unanimidad a Ángel Vizcay, Miguel Archanco, Juan Antonio Pascual, Jesús Peralta, Sancho Bandrés, Cristina Valencia, Albert Nolla, Antonio Amaya y Xabier Torres y absuelve a Diego Antonio Maquirriain y a Jordi Figueras, según informó el Tribunal Superior de Justicia de Navarra (TSJN).

La condena más grave es la impuesta a Ángel Vizcay, por el delito continuado de apropiación indebida, a 4 años y tres meses de prisión y 12 meses de multa con cuota diaria de 40 euros; por dos delitos de falsedad en documento mercantil en concurso ideal con un delito de falsedad contable a las penas de 2 años de prisión y 9 meses de multa con una cuota diaria de 40 euros por cada uno de ellos; y a una pena de prisión de 5 meses, además de once meses de inhabilitación especial para ejercer como gerente o similar en asociación deportiva y una multa de 325.000 euros por un delito de corrupción deportiva.

Mientras que al expresidente Miguel Archanco y al exdirectivo Jesús Peralta impone la pena de tres años y ocho meses de prisión y nueve meses de multa con cuota diaria de 40 euros por un delito continuado de apropiación indebida; a la pena de dos años de prisión y nueve meses de multa con una cuota diaria de 40 euros por un delito de falsedad en documento mercantil en concurso ideal con un delito de falsedad contable; y a la pena de un año de prisión y dos años de inhabilitación para el ejercicio de cargo directivo o similar en cualquier asociación deportiva y multa de 900.000 euros por un delito de corrupción deportiva.

Por otro lado, la Audiencia absuelve al tesorero de la junta directiva Sancho Bandrés del delito de corrupción deportiva y le condena por la apropiación indebida y falsedad imponiéndole una pena de tres años y seis meses de prisión y una multa de nueve meses con cuota diaria de 40 euros por un delito continuado de apropiación indebida; y una pena de dos años de prisión y multa de nueve meses con cuota diaria de 40 euros por un delito de falsedad en documento mercantil en concurso ideal con un delito de falsedad contable.

A los inmobiliarios Cristina Valencia y Albert Nolla, por su parte, se les impone a cada uno de ellos las penas de nueve meses de prisión y seis meses de multa con cuota diaria de 30 euros por un delito de falsedad en documento mercantil.

Se condena por último a los dos exjugadores del Real Betis Antonio Amaya y Xabier Torres por un delito de corrupción deportiva a cada uno de ellos a las penas de un año de prisión y dos años de inhabilitación para el ejercicio de la actividad de fútbol profesional y 900.000 euros de multa.

Finalmente, la sentencia impone a los condenados la obligación de indemnizar al Club Atlético Osasuna en la cantidad de 2.340.000 euros importe a que asciende la salida irregular de fondos durante las temporadas 2012/2013 y 2013/2014 del club, a lo que se añade en el caso de Archanco y Peralta un importe de 1.000 euros y de 2.600,80 euros respectivamente por las dietas indebidamente percibidas y de 600.000 euros en el caso de Vizcay por un préstamo con destino desconocido devuelto a cargo de las cuentas del club.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído