Fundación Telefónica presenta el ‘Atlas de la lengua española en el mundo y Economía del español’

Fundación Telefónica presenta el 'Atlas de la lengua española en el mundo y Economía del español'


(PD).- Fundación Telefónica presenta el Atlas de la lengua española en el mundo, en cuya edición han colaborado el Instituto Cervantes y el Real Instituto Elcano, y el libro Economía del español. Una introducción, que recoge algunos resultados de la investigación sobre el valor económico de nuestro idioma. Ambos libros han sido editados en la Colección Fundación Telefónica / Ariel.

El objetivo de estos libros es profundizar en el estudio de la dimensión social y económica de la lengua y contribuir a una mayor conciencia del valor integrador y de la importancia internacional de la lengua española, debido al gran fortalecimiento que está experimentando nuestro idioma en las zonas geográficas de mayor desarrollo empresarial. Desde finales de 2005, la Fundación, a través de su área Fórum, aglutina un equipo de estudiosos de seis universidades españolas, bajo la dirección de los profesores José Luis García Delgado, José Antonio Alonso y Juan Carlos Jiménez.

Para el presidente de Telefónica, César Alierta, el español desempeña un papel altamente protagonista en el mundo multi-idiomático en que Telefónica desarrolla su labor, pues ha constituido una de las bases en las que la compañía de telecomunicaciones se ha apoyado para realizar su proceso de internacionalización; según Alierta, la lengua común ha facilitado que las empresas de origen español hayan permanecido en América Latina, ya que “el uso internacional del idioma de Cervantes ha contribuido a cambiar la percepción del papel que las empresas españolas desempeñan el mundo”. Por último, y refiriéndose al binomio TIC-idioma, ha indicado que invertir en lengua española es invertir en innovación”.

Con esta amplia investigación se procede así al análisis y cuantificación del español como lengua de comunicación internacional en los intercambios comerciales, los flujos de inversión y las corrientes migratorias, además de ofrecer una visión agregada y con precisión numérica del mapa demográfico del español en el mundo, de su proyección contable y de su presencia en la Red. Se pretende crear opinión sobre la importancia y el carácter estratégico de la lengua española como activo intangible para España y la comunidad panhispánica de naciones.

El Atlas, elaborado por Francisco Moreno y Jaime Otero, presenta la situación de la lengua española dentro de la riqueza y diversidad del universo de las lenguas a través de 150 textos, mapas y cuadros que reflejan la distribución geográfica del idioma y las principales tendencias demográficas, sociales y económicas de la comunidad de habla hispana en el panorama lingüístico internacional.

En él se reúnen los conocimientos sobre la lengua española y su difusión en el mundo para presentarlos de forma visual y amena: la distribución espacial de los hablantes de español y sus tendencias demográficas; la historia del idioma y sus variedades geográficas; su relación con las lenguas vecinas y hermanas; su posición entre las grandes lenguas internacionales en distintos aspectos propios de la geografía económica; las variedades léxicas, morfológicas y sintácticas de la lengua española y los fenómenos resultantes de su contacto con otras lenguas.

El español es una de las seis lenguas oficiales de la ONU, junto al chino, el inglés, el francés, el árabe y el ruso y se mueve entre la tercera y cuarta posición de las lenguas que encabezan la clasificación mundial por número de hablantes. Según la UNESCO ocupa el cuarto puesto por debajo del chino, el inglés y el hindi. Se considera la posibilidad de que en la primera década del siglo XXI supere al inglés en número de hablantes nativos. Tanto el español como el hindi / urdu están conociendo un aumento moderado pero continuo de su número de hablantes, condicionado por el desarrollo de su demografía y su expansión vinculada al desarrollo económico.

En número de hablantes, en número de países donde es oficial y en extensión geográfica, el español se encuentra entre las cinco primeras lenguas del mundo. Destaca por su cohesión: los países donde es oficial son contiguos, y dentro de ellos, la proporción de los hablantes nativos de español supera el 90%. Como lengua internacional es un idioma homogéneo, una lengua de cultura de primer orden y tiene un carácter oficial y vehicular en 21 países del mundo. Además, es una lengua en expansión y el territorio hispánico ofrece un índice de comunicatividad muy alto y un índice de diversidad bajo o mínimo, lo que le da una gran cohesión.

El español en el mundo

El español es una lengua internacional hablada en más de 20 países, con una sólida base regional en América y emplazamientos en la Península Ibérica –su solar original–, África y Asia. Al igual que otros idiomas que se han extendido por países y regiones diferentes, más allá de su lugar de origen, contiene en sí mismo una gran diversidad. En número de hablantes, en número de países donde es oficial y en extensión geográfica, el español se encuentra entre las cinco primeras lenguas del mundo. Entre otras lenguas internacionales, el español destaca por su cohesión: en su mayor parte los países donde es oficial son contiguos, y dentro de ellos la proporción de los hablantes nativos de español supera el 90%.

La situación de las lenguas española y portuguesa en América, en los territorios donde se habla español y portugués los convierte en dominios lingüísticos de gran magnitud. Ambas son las lenguas constitutivas de la Comunidad Iberoamericana de Naciones, que reúne a veintidós “Estados soberanos de América y Europa de habla española y portuguesa”. El español es oficial en Guinea Ecuatorial y en las ciudades españolas de Ceuta y Melilla, además del archipiélago canario. La presencia de ambas lenguas, sin embargo, es muy reducida en Oriente, con apenas algunos enclaves (Timor, Filipinas). Además de la de Brasil, el Atlas destaca la situación del español en El Caribe, que se ha convertido en un espacio idóneo para la aparición de lenguas pidgin y criollas; México y Centroamérica, América del Sur, Europa, África, la región de Asia y Pacífico y Estados Unidos.

Junto al inglés y al francés, el español constituye la base de las lenguas criollas del mundo, nacidas de los contactos entre lenguas diferentes, contactos que también han sido consecuencia, en su mayoría, de las navegaciones de las potencias europeas y los hablantes de lenguas indígenas de África, Asia, América u Oceanía. Se trata de variedades mezcladas y utilizadas con fines comerciales y que terminan por ser lengua materna de una comunidad. Lenguas criollas del español son el chabacano, en Filipinas; el papiamento en el Caribe, el palenquero en Colombia y el chamorro de la isla de Guam y las Marianas del Norte, en el Pacífico.

La de la comunidad hispánica es una de las culturas con mayor peso demográfico en el panorama internacional por sus características lingüísticas por su homogeneidad, la simplicidad de su sistema vocálico, la amplitud de su sistema consonántico, la dimensión de su léxico patrimonial compartido y su sintaxis elemental.

La situación en España: el bilingüismo

La historia de la lengua española en España ha estado marcada desde su inicio por la convivencia con las demás lenguas peninsulares: el gallego, el catalán y el vasco. El uso de la lengua española y de las demás lenguas de España desde 1500 hasta nuestros días, presenta un perfil diferente en cada comunidad.

En Galicia se ha mantenido a lo largo de toda la historia una proporción muy alta de hablantes de gallego, siempre por encima del 80%; en Cataluña se dio un aumento progresivo del uso del español o castellano desde el siglo XVII, pero su difusión fue más llamativa con la llegada de monolingües castellanohablantes a finales del siglo XIX; en Valencia, la sustitución del valenciano por el castellano ha sido progresiva, si bien el valenciano ha recuperado terreno en la segunda mitad del siglo XX, en la figura de los hablantes; en Baleares, sin embargo, el catalán sufrió un retroceso en el siglo XIX, pero no llegó a un abandono sostenido; el retroceso del vasco en su dominio geográfico, cada vez más reducido, y en su presencia social ha llevado a un uso prácticamente generalizado del español en los territorios del País Vasco y de Navarra, con una proporción de bilingües modesta, comparada con la de otras comunidades bilingües, aunque con un crecimiento de su presencia política en las últimas décadas.

El valor económico del español

El libro Economía de español. Una introducción, escrito por los profesores José Luis García Delgado, José Antonio Alonso y Juan Carlos Jiménez, sienta las bases conceptuales y metodológicas del análisis, identificando los rasgos específicos de la lengua como recurso económico y caracterizándolo como bien público cuyo valor aumenta conforme aumenta el número de quienes la hablan y de su capacidad para servir de medio de comunicación internacional.

Se trata de una de las primeras aportaciones de la investigación que aspira a cuantificar la actividad productiva o de intercambio que, en la economía española y en la del conjunto de los países de habla hispana, encuentra en la lengua algún tipo de contenido relevante o de soporte significativo. El estudio también quiere crear opinión sobre la importancia y el carácter estratégico de este activo intangible para España y para la comunidad panhispánica de naciones.

Para los autores del estudio, formar parte de una comunidad lingüística es como pertenecer a un club: el valor de esa pertenencia es tanto mayor cuantos más sean los hablantes de la lengua en cuestión; en el caso del español, la relevancia deriva no sólo de la dimensión del club (el número de los que hablan el español), sino también de su carácter supranacional, en la medida en que es oficial en una pluralidad de países, convirtiéndose en medio relevante para la interlocución internacional.

ANEXO I

Datos y tendencias más relevantes contenidos en las obras

• El Atlas refleja las últimas estimaciones –realizadas con datos censales consolidados del periodo 2000-2005– sitúan el número de hablantes nativos de español en 399 millones. Si a esta cifra sumamos los hablantes con competencia limitada (extranjeros residentes, hablantes de español como segunda lengua) y los aprendices de español como lengua extranjera (según el Instituto Cervantes), el cómputo total alcanza los 438 millones de hablantes.

• Después de una expansión geográfica y demográfica secular, el español es hoy la tercera lengua más hablada del mundo, después del chino y el inglés. En los últimos 8 años (desde el último cómputo realizado con la misma metodología) el número de hablantes nativos de español creció un 9,8 por ciento. De las seis lenguas oficiales en Naciones Unidas, sólo el árabe creció más deprisa en ese periodo.

• Los hablantes de español rondan el 5% de la población mundial. Esta proporción tenderá a estabilizarse en las próximas décadas, a medida que los países de habla hispana adopten las pautas demográficas de los países desarrollados. En 2050, el español seguirá estando entre las 5 lenguas con más hablantes nativos del mundo, a la par o por encima del inglés, aunque habrá sido superado por el árabe.

• El 90,8% de los habitantes de los países de habla hispana tienen dominio nativo de la lengua. El porcentaje es del 78% en el caso del árabe, 69,2% en el chino, 62,4% en el ruso, 20,9% en el francés y 19,3% en el inglés. Estos datos dan a la comunidad hispanohablante una cohesión lingüística mayor que la de las demás lenguas oficiales de la ONU, aunque proporcionan a éstas un margen más amplio de crecimiento dentro de los países donde son oficiales.

• Es reveladora la comparación entre los tres idiomas más hablados en la actualidad teniendo en cuenta, junto a los hablantes de dominio nativo, los hablantes con competencia limitada y los aprendices de la lengua. Si sumamos los tres grupos, el inglés resulta de lejos la lengua más extendida en la actualidad, con un predominio poco discutible debido a su papel como lengua franca internacional. Aunque el chino tiene un predominio demográfico abrumador, está muy por detrás del inglés en hablantes del chino como segunda lengua o lengua extranjera. En cuanto al español, a pesar de tener muchos menos hablantes nativos que el chino, estaría igualado con éste en hablantes de competencia limitada y en aprendices extranjeros.

• De esta comparación y de las proyecciones anteriormente citadas se deduce que el reto del español en el futuro no estará tanto en su crecimiento demográfico sino en la difusión de su uso como lengua internacional.

• Según señala el estudio Economía del español. Una introducción, la lengua hace que se multiplique entre 2 y 3 veces la cuota de mercado de las exportaciones españolas con el conjunto de países hispanohablantes, alto factor multiplicador que es mayor incluso que el inglés entre los países anglosajones.

• Además, el idioma español hace que se multiplique por casi 2,5 la cuota de los emigrantes que proceden de países con los que se comparte idioma. En la medida en que nuestra lengua es expresiva de una comunidad de referentes culturales, este hecho aminora los costes de integración del colectivo de la población inmigrante en España (y en el resto de países iberoamericanos).

• La ampliación de la presencia del español en Internet depende del grado de equipamientos e infraestructuras que desarrollan la Sociedad de la Información en los países hispanohablantes: si en el área hispana se dispusiese de similar nivel de líneas telefónicas que en los países anglófonos, la presencia del castellano en Internet se incrementaría en un 170%.

• Entre las comunidades lingüísticas multinacionales, la que forma el español es la que registra mayor crecimiento de hablantes nativos, presentando hoy muy notables expectativas de desarrollo económico —garantía última del futuro del idioma— en la región de América Latina.

ANEXO II

Colección Fundación Telefónica / Ariel: títulos y autores

Los resultados de la investigación se dan a conocer en una serie de documentos de trabajo y en 10 libros en la Colección Fundación Telefónica / Ariel, cuya relación es la siguiente:

1.- Economía del español: una introducción, por José Luis García Delgado, José Antonio Alonso y Juan Carlos Jiménez.

2.- Atlas del español en el mundo, por Jaime Otero y Francisco Moreno.

3.- El español en los movimientos migratorios, por Rodolfo Gutiérrez y José Antonio Alonso.

4.- El español en la Red, por Guillermo Rojo.

5.- El español en los flujos económicos internacionales, por Juan Carlos Jiménez y Aranzazu Narbona.

6.- La industria de la enseñanza del español,, por Miguel Carrera, José Gómez Asencio y María Eulalia Bombarelli.

7.- El español y la industria de las telecomunicaciones, por Cipriano Quirós y Jorge Crespo.

8.- Las industrias culturales en el ámbito del español, por Germán Rey y Manuel Santos Redondo

9.- Las cuentas del español, por Francisco Javier Girón y Agustín Cañada

10.- Valor económico del español: una empresa multinacional, por José Luis García Delgado, José Antonio Alonso y Juan Carlos Jiménez.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído