Cuatro millones de conductores, sobre todo adultos, no saben circular en rotondas

Conductores mayores: antes autorreflexión que los cursos de reciclaje

Un 25% de los españoles piensa que se conduce mal, por encima de países con más siniestralidad

Conductores mayores: antes autorreflexión que los cursos de reciclaje
Accidente en una rotonda

Los buenos datos de siniestralidad de accidentes mortales del pasado año, con una reducción del 12%, se pueden ver empeorados en 2014 sobre todo por fallos humanos (90% de los casos). Junto a los abusos de determinadas sustancias o alcohol, los siniestros también se incrementan por el incumplimiento de normas básicas o el desconocimiento de las mismas. Entre ellas, cuatro millones de conductores (14%) desconocen cómo circular en rotondas, sobre todo los más veteranos. Los expertos recomiendan más autorreflexión que cursos de reciclaje, como se baraja desde la Dirección General de Tráfico (DGT) para aquellos que obtuvieron el permiso de conducir hace más de una década.

La implantación del carné de conducir por puntos y el descenso de los vehículos en circulación diaria en los últimos años, como consecuencia de la crisis y el menor empleo, han permitido una drástica reducción de los siniestros mortales, como ya ocurriera en 2013 (un 12% menos que un año antes). Sin embargo, 2014 se ha convertido un ejercicio tenso, ya que hasta octubre tan sólo se había contabilizado un fallecido menos que en 2013 en accidentes de tráfico.

Las causas de los siniestros son diversas, pero la inmensa mayoría (90%) responden a fallos humanos, como ha detectado la Fundación Línea Directa Aseguradora en un estudio sobre conductas irresponsables al frente del volante.

Si los peligros de conducir bajo los efectos de drogas y alcohol parecen asumidos, no parece que muchos conductores sean conscientes de los riegos que conlleva el uso del cinturón en las distancias cortas, sobre todo con niños, el hacerse un selfie al volante, no respetar las distancias de seguridad, los límites de velocidad o el desconocimiento de cómo se conduce en rotondas, un elemento que ha proliferado en los últimos años en numerosas vías y al que no están habituados los conductores más veteranos.

Según este estudio, cuatro millones de conductores españoles (un 14%) no saben quién tiene la preferencia al salir de una rotonda. El director general de la Fundación Línea Directa, Francisco Valencia, sostiene que esa ignorancia se produce mucho más entre los conductores de mayor edad que los jóvenes que han obtenido recientemente su permiso de circulación, y ya formados sobre cómo deben comportarse en la entrada y salida de estas prolíficas rotondas.

La directora general de la Dirección General de Tráfico (DGT), María Seguí, ya dejó caer hace algunos meses la necesidad de imponer campañas o cursos de reciclaje de conocimientos, sobre todo para conductores de determinada edad que ignoran algunas de las nuevas normas o señalizaciones, así como los dispositivos de seguridad que ofrecen los nuevos vehículos.

HACÉRSELO MIRAR

El director general de la Fundación Línea Directa Aseguradora considera que no es necesario llegar a medidas tan extremas y que pueden resultar muy onerosas para los conductores. Y mucho menos, sostiene Francisco Valencia, una repetición del examen teórico con las nuevas normas de circulación.

«Lo importante en todo esto es la autorreflexión, aunque sería necesario algún modelo de reeducación de los conductores veteranos».

Las rotondas pueden ser una novedad para un buen número de conductores. Pero del estudio citado también se desprende que 9,5 millones de españoles con permiso de conducir (un 35%) no saben que hay que pararse cuando el semáforo está en ámbar. Y estas señalas luminosas no son tan recientes en la regulación de los cruces como las rotondas, que han brotado como setas en otoño durante los últimos años en numerosas vías.

Pese a todas las imperfecciones al volante, tan sólo un 25% de los conductores piensa que en España se conduce mal o de forma insegura. Esa percepción está más arraigada entre los más jóvenes (entre 25 y 34 años), tal vez por tener más recientes sus exámenes para el carné de conducir. Tan sólo un 2% opina que se conduce siempre de forma correcta y segura.

Mientras, la mitad de los conductores sostiene que la preparación para el examen de conducir no fomenta lo suficiente la conducción segura. «Es bueno que seamos tan poco indulgentes, porque eso indica que hay capacidad de mejora», argumenta Francisco Valencia, de Línea Directa Aseguradora.

Según los últimos datos anuales, España ha pasado al quinto puesto entre los países de la Unión Europea por menor tasa de mortalidad por millón de habitantes (desde 53 en 2010 a 36 en 2013), por delante de países como Alemania, Francia, Portugal y, por supuesto, Grecia, en donde se muestran más indulgentes con el comportamiento de los conductores al volante.

No obstante, desde la Fundación Línea Directa Aseguradora se muestran preocupados ante el último mes del año, en el que se combinan viajes por distintas festividades y la celebración de la Navidad, así como por el envejecimiento del parque automovilístico y la peor conservación de las carreteras. Un 15% no hace más revisiones a su coche que las obligatorias por la ITV y un 40% (15 millones) desconoce cuándo se debe cambiar un neumático.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Emilio González

Emilio González, profesor de economía española, europea y mundial en la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad Autónoma de Madrid.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído