Le preocupa el excesivo déficit público del gobierno

Fernández Ordóñez exige reformas estructurales en nuestra economía

Afirma que la caída del desempleo no será sostenible a medio plazo

El margen de una política fiscal expansiva se ha agotado, por lo tanto, el gobierno debe adoptar una estrategia de consolidación del presupuesto sostenible a medio plazo.

Miguel Ángel Fernández Ordóñez ha asegurado hoy en rueda de prensa que la fase «más aguda» de la crisis ya ha concluido aunque ello no es ni mucho menos motivo para bajar los brazos.

Según Ordóñez, aunque algunos indicadores económicos apuntan, tal y como ocurre en otros países, a una caída más moderada, es necesario llevar a cabo de manera «inexcusable» la adopción de medidas y reformas para absorber los efectos más «negativos» de la crisis tales como el elevado desempleo y el déficit público.

Debido a que los condicionantes del consumo interno tampoco «son favorables» Ordóñez apunta a una mejora en el sector exterior que podría ser la base de un mayor crecimiento especialmente debido a los fuertes efectos de arrastre en la inversión empresarial y el empleo que dicho sector conlleva.

Señaló además, que la crisis está sirviendo para corregir los fuertes desequilibrios que nuestra economía viene arrastrando desde hace tiempo, tales como el fuerte endeudamiento, el excesivo protagonismo del sector de la construcción y un diferencial de inflación excesivamente duradero en el tiempo.

Estas correcciones, sin embargo, se están produciendo a un coste muy elevado: una reducción severa de la producción y unos efectos muy «negativos» sobre el empleo y las finanzas públicas. Respecto a este punto concretó aun más, diciendo que el paro «se ha atenuado» gracias al Fondo de Inversión Local pero que dicha medida difícilmente podrá ser sostenible a medio plazo.

En cuando al déficit fiscal, Ordóñez se mostró preocupado ante la ausencia de medidas correctoras. Cree que el margen de una política fiscal expansiva se ha agotado y, por lo tanto, el gobierno debe adoptar una estrategia de consolidación del presupuesto sostenible a medio plazo. De lo contrario, «el aumento del endeudamiento público y su influencia sobre el coste de la financiación de la economía, e incluso sobre la propia solidez del sistema financiero y su capacidad para canalizar adecuadamente los recursos, puede llegar a convertirse en un muy pesado lastre sobre sus posibilidades de recuperación»

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído