Moody’s cree que los bancos de la periferia son aún vulnerables a una hipotética salida de Grecia del euro

La agencia de calificación crediticia Moody’s considera que los bancos de la eurozona están «mejor preparados» para hacer frente a una hipotética salida de la Grecia de la unión monetaria, pero advierte de que las entidades de los países de la periferia siguen siendo «vulnerables» a los riesgos que se deriven de esta situación.

Aunque la salida de Grecia –de la eurozona– no es todavía el escenario base de Moody’s, la agencia de calificación considera que en general los bancos de la eurozona están «mejor preparados» para resistir en este escenario más de lo que estaban durante el punto álgido de la crisis de deuda de la zona euro.

«Sin embargo, los bancos en algunos países de la periferia siguen siendo vulnerables en el caso de una salida» de Grecia de del euro, afirma Moody’s en un informe publicado este lunes.

El director gerente del equipo bancario de Moody’s en Londres, Sean Marion, explica que la amplia mejora de las condiciones financieras de los bancos de la eurozona y la estabilización asociada en el entorno macroeconómico de la región han hecho a los bancos «más resistentes» a impactos externos de lo que eran hace unos años.

En esta línea, añade que el riesgo de restricciones de liquidez en el mercado o «contagio» es también menor que hace tres años, ya que la confianza de los inversores ha impulsado una vuelta gradual al crecimiento económico en la región y se han puesto en marcha más herramientas que respalden a los bancos en caso de que tengan problemas para acceder a los mercados de financiación.

Sin embargo, el informe elaborado por la agencia de calificación detecta que algunos bancos en países de la periferia como Chipre, Irlanda, Italia, Portugal y España son todavía vulnerables a una hipotética salida de Grecia de la unión monetaria.

«Los bancos de los mercados de la periferia han fortalecido sus posiciones financieras en los últimos años. Pese a ello, problemas heredados de crisis anteriores todavía pesan en su capacidad de volver a una plena salud financiera, por lo que son más susceptibles de sufrir un acceso restringido al mercado y unos mayores costes de financiación en un escenario adverso, dada una flexibilidad más limitada en su balance», agrega Marion.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído