El FMI ‘aparca’ hasta finales de septiembre de 2016 la posible inclusión del yuan en su cesta de monedas

El Consejo Ejecutivo del Fondo Monetario Internacional (FMI) ha aprobado extender hasta el 30 de septiembre de 2016 la actual cesta de valoración de sus Derechos Especiales de Giro (SDR por sus siglas en inglés), lo que aplaza hasta entonces la potencial inclusión del yuan entre las monedas empleadas por la institución para fijar el valor de este activo de reserva.

«El FMI revisa formalmente la composición y valoración de la cesta de SDR cada cinco años. Se espera que la próxima evaluación sea completada a finales de 2015, con cualquier decisión afectado a la actual cesta de SDR siendo efectiva desde octubre de 2016», explicó la institución.

El FMI señaló que esta prórroga de nueve meses pretende facilitar un funcionamiento fluido continuado de las operaciones relacionadas con SDR y en respuesta a las demandas de sus usuarios sobre la oportunidad de evitar cambios en la cesta a finales de año.

La extensión permitiría a los usuarios contar con tiempo suficiente para realizar ajustes en caso de que fuera a tomarse la decisión de añadir una nueva moneda a la cesta.

No obstante, la institución recordó que la extensión aprobada no prejuzga de ninguna manera el resultado de la revisión del método de valoración de los SDR, que se discutirá a finales de este año.

De este modo, el Consejo Ejecutivo del FMI asume las recomendaciones de los técnicos de la institución, que en un informe publicado a principios de agosto aconsejaban aplazar a septiembre de 2016 una hipotética inclusión del yuan en la cesta de monedas empleada para fijar el valor de los SDR.

Los SDR fueron establecidos en 1969 por el FMI como activo de reserva de carácter internacional para complementar las reservas de sus miembros. El valor de los SDR se calcula en función de la cotización de una cesta de monedas que incluye el dólar, el euro, la libra esterlina y el yen.

Cada cinco años, el FMI examina la composición de esta cesta de monedas para garantizar que refleja la importancia relativa de las principales monedas en los intercambios de los sistemas financieros con el fin de incrementar el atractivo de los SDR como activo de reserva.

Como regla general, los cambios en la metodología de cálculo de los SDR requiere un apoyo de al menos el 70% de los miembros del Consejo Ejecutivo del FMI, aunque en casos particulares podría ser necesario alcanzar un respaldo del 85%.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído