CEOE mantiene su previsión de PIB para este año (3,2%), pero rebaja al 2,7% la de 2016

CEOE mantiene su previsión de crecimiento del PIB en el 3,2% para este año, pero ha rebajado ligeramente, hasta el 2,7%, su estimación para 2016, según un informe difundido este jueves por la patronal española.

Pese a ello, la organización empresarial destaca que España crecerá más que la media de la eurozona y ampliará de nuevo su diferencial positivo en este periodo.

Con estas tasas de crecimiento de la economía española, la CEOE ve «factibles» los objetivos de déficit público para este año y el próximo, aunque advierte de que existe «probabilidad de desviación».

El Servicio de Estudios de la CEOE señala en su informe que la composición del crecimiento del PIB no ha cambiado en sus previsiones y que la demanda interna seguirá siendo la que tire de la actividad, mientras que la aportación del sector exterior será unas décimas negativa en 2015, pudiendo ser neutra en 2016.

Según la patronal, todos los componentes del PIB registrarán tasas de crecimiento positivo en 2015 y 2016, siendo los más dinámicos la inversión de bienes de equipo y las importaciones. Por su parte, el aumento del consumo privado superará el 3% este año, mientras que la inversión en construcción se situará en el 5,5%.

530.000 EMPLEOS ESTE AÑO Y 455.000 EN 2016.

Todo ello influirá positivamente en el mercado laboral, de manera que la CEOE calcula que entre 2015 y 2016 la creación de empleo será de alrededor de un millón de puestos de trabajo. Este año el aumento de los ocupados rondará las 530.000 personas, en tanto que en 2016 se crearán 455.000 empleos, medidos en términos de la Encuesta de Población Activa (EPA).

La tasa de paro, en términos EPA, se situará en el 22,1% este año y bajará hasta el 20,3% en 2016, de acuerdo con las estimaciones de la organización que preside Juan Rosell.

En cuanto a la inflación, las previsiones de CEOE la sitúan en mínimos históricos este año, con un -0,5% de media anual, debido a los bajos precios del petróleo. Para 2016 anticipa un repunte, que llevará el IPC hasta el 0,8%, siempre y cuando no haya tensiones en el precio del petróleo y subidas de impuestos.

Asimismo, en su informe, la patronal afirma que, pese a esperarse un menor dinamismo de la economía mundial, la economía española mantendrá su superávit en la cuenta corriente, con tasas cercanas al 1,4% del PIB este año y al 1,2% en 2016.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído