Saracho optará por vender activos de Popular en vez de ampliar capital, según Bankinter

Los analistas de Bankinter creen que Emilio Saracho diseñará un plan para vender activos de Banco Popular y una cartera de créditos dudosos y/o impagados para sanear el balance de la entidad de cara a una operación corporativa «que no sería inmediata», en vez de exponerse a acometer una tercera ampliación de capital cuyo éxito no estaría asegurado.

En opinión de los analistas de Bankinter, la nueva línea de gestión que adoptará el Popular a partir del 20 de febrero, cuando Saracho asuma la presidencia, para por diseñar un plan para vender activos -entre los que podría estar Targobank, su negocios asegurador y de gestión de activos, además de participaciones financieras en compañías- y su cartera de créditos dudosos y/o impagados, con el fin de sanear el balance con vistas a una realizar una operación corporativa a medio o largo plazo.

Los analistas ven «poco probable» que el ‘Plan B’ que baraja Saracho incluya otra ampliación de capital (sería la tercera ya), como rumores del mercado apuntan, ya que llevarla a cabo transmitiría el mensaje de que nada habría cambiado en el fondo con respecto a la estrategia implementada por el actual equipo de gestión si de nuevo apela a nuevos fondos para lograr la viabilidad del banco.

Además, advierten de que «en absoluto» estaría asegurado el éxito de dicha hipotética tercera ampliación, por lo que podría encontrarse con que apela de nuevo al mercado para captar fondos y el mercado no los proporciona, «dejándole en una situación extremadamente delicada» que situaría al banco en un «punto de no retorno» con respecto a una operación corporativa, «y ese es un riesgo que no se puede permitir asumir el nuevo equipo de gestión. Al menos no de manera inmediata», señalan.

En cuanto a las dudas sobre el ‘Proyecto Sunrise’, el ‘banco malo’ en el trabajan los actuales gestores de la entidad, y que consiste en segregar a una sociedad 6.000 millones de euros en créditos inmobiliarios, Bankinter recuerda que debe obtener todavía la aprobación de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) y del Banco de España antes de ponerlo en marcha.

Este ‘banco malo’ estaría financiado en parte con recursos propios, en parte con financiación del propio banco y en parte con bonos que emitiría la propia sociedad. El capital de Sunrise sería entregado a los accionistas del banco en proporción a su participación en el capital del mismo, que sería la fórmula con la que se abordaría su salida a Bolsa.

«Si, hipotéticamente, existe un ‘Plan B’ alternativo (al Proyecto Sunrise), no podemos opinar sobre él al desconocer su contenido. Pensamos que Emilio Saracho sólo lo desvelará a partir del día 20 de febrero, cuando previsiblemente será nombrado presidente después de la junta de accionistas de ese mismo día», indican los analistas de Bankinter.

Los títulos del Popular fueron los segundos que más cayeron este lunes en Bolsa, por detrás de los de Bankia, con un descenso del 2,63%, hasta los 0,84 euros por título, en una jornada en la que el Ibex 35retrocedió un 1,11% y todos los valores bancarios experimentaron una evolución negativa.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído