Laura Sánchez

Las Bolsas en Rojo: China responde a Trump y se refuerza ante un ‘no acuerdo’

Las Bolsas en Rojo: China responde a Trump y se refuerza ante un 'no acuerdo'
Donald Trump y Xi Jinping: conflicto comercial entre Estados Unidos y China. PD

Pocos chinos creen que China y Estados Unidos pueden llegar a un acuerdo pronto.  Dada la política actual de China en Estados Unidos, la gente tiende a creer que la importancia de un acuerdo comercial, si se alcanza, será limitada. China quiere un acuerdo, pero está preparada para el peor de los casos, una guerra comercial prolongada”.

Esta ha sido la respuesta de Hu Xijin, editor jefe del diario estatal chino Global Times, en su cuenta de Twitter:

 

Y así ha respondido a las palabras del presidente norteamericano, Donald Trump, sobre que China debería aceptar el acuerdo que él quiere, amenazando con incrementar los aranceles si finalmente no se produce ese acuerdo comercial.

Y así es: China sigue preparándose para proteger y reforzar su economía en el caso de un ‘no acuerdo’. “El PBOC (banco central chino) seguirá facilitando el crédito para reactivar la economía en algunas regiones más necesitadas y seguirá poniendo presión a los bancos para facilitar préstamos más baratos. Hoy volvió a bajar los tipos de los préstamos a un año al 4,15%”, detallan en Renta Markets.

“Las cosas están torcidas en las negociaciones, claramente torcidas, se está negociando, pero están lejos del acuerdo. China se ha preparado para la guerra comercial, están tomando muchas medidas de compensación”, afirma José Luis Cárpatos, CEO de Serenity Markets.

“El gran problema es que el mercado está ingenuamente dando por seguro no sólo un acuerdo, sino un buen acuerdo, como siempre ha hecho (sin acertar desde que empezó la guerra comercial, hace 18 meses). Y es un problema, porque si se llega a un acuerdo en los próximos días, salvo sorpresas muy grandes, va a ser un acuerdo muy muy limitado y cuyo efecto en el mercado puede ser muy corto. Entonces prometerían que en la fase 2, la 3, la 2 pi erre cuadrado sí que viene el acuerdo bueno, pero ya veremos quién se lo cree”, sentencia Cárpatos.

Hong Kong
A estas tensiones se suma el enfado de China tras la decisión de EE.UU. de aprobar una ley en apoyo de las protestas en Hong Kong. “EE.UU. tendrá que certificar año a año el estado de los derechos humanos en Hong Kong para mantener su estatus de privilegio con el país norteamericano, con posibles sanciones, lo que no ha sido bien recibido en Pekín, que lo considera una intromisión en asuntos internos chinos”, explican en Renta 4 (MC:RTA4).

El gigante asiático ha vuelto a blindarse en este asunto y vuelve a instar al país norteamericano a no interferir en sus asuntos internos.

“Estados Unidos ha convertido a Hong Kong en el foco de la competencia entre China y Estados Unidos. Es todo Hong Kong, incluidos los extranjeros y las compañías extranjeras, quien sufre. Pekín no tiene ninguna razón para retroceder en el tema de la soberanía y dejar que Hong Kong esté a disposición de los Estados Unidos”, ha publicado Xu Xijin.

Los mercados, por tanto, vuelven a asistir a otro capítulo negro en las conversaciones comerciales, que podrían suspenderse temporalmente por la festividad de Acción de Gracias en Estados Unidos.

Te puede interesar

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído