Las tarjetas de criptomonedas más utilizadas

Criptomonedas
Criptomonedas

Las tarjetas de criptomonedas más utilizadas están cada vez más presentes en nuestro día a día. Si bien la gran mayoría de poseedores las utiliza para ahorrar o invertir existe una minoría creciente que las utiliza como medio para comerciar. De hecho, son muy útiles para comprar y para vender bienes y servicios. Las tarjetas nos ayudan a que estas transacciones sean más cómodas, hoy vamos a hacer un repaso por las más conocidas algunas todavía no han llegado, pero su lanzamiento se prevé en poco tiempo.

Las tarjetas con más fuerza en el mercado

La utilización de estos activos para nuestras compras no es algo nuevo, ya en el año 2010 Laszlo Hanyecz se gastó 100.000 Bitcoins para comprar unas pizzas. Una innovadora compra que seguramente no fuera muy buena idea ya que el valor de esos Bitcoins sería equivalente en este momento a más de 330 millones de euros.

Y es que si algo nos ha enseñado este americano oriundo de Florida es que es básico tener una estrategia de gestión de capital. En numerosas ocasiones no sirve lo que nos cuenta un amigo o un vecino, sino que debemos buscar información contrastada de profesionales.

BINANCE CARD (VISA)

Con más de 60 millones de establecimientos que aceptan esta tarjeta se ha convertido por méritos propios en una de las más demandadas. Su utilización es muy fácil, ya que se trata de una prepago, como las que te ofrece cualquier banco. Para cargarla, debes pasar las divisas que tienes en tu billetera spot a tu billetera de fondos. Por supuesto puedes almacenar todas tus monedas digitales aquí. No cobran comisiones, aunque sí que aplican tasas de cambio de Bitcoin a Euro. Actualmente no está disponible ni en Estados Unidos ni en Canadá, pero sí en toda Europa. En total son 180 los países en los que las puedes solicitar. Tienen una alta seguridad. Permite operar con acciones y pedir préstamos.

CRYPTO.COM (VISA)

Se trata de una tarjeta de débito y que a diferencia de sus competidores ofrece grandes descuentos en plataformas muy conocidas como: Airbnb, Expedia, Netflix, Amazon Prime o Spotify. Para conseguirlos deberás tener un número específico de tokens. Puedes conseguir hasta un máximo de un 8% de reembolso en los gastos, tanto locales como en el extranjero. El gasto máximo diario es de 10000 euros. Existen distintos modelos de suscripción que ofrecen distintos beneficios: pasamos desde la tarjeta más sencilla, la Midnight Blue a la Obsidion que es la más completa. Lo mejor para saber qué modelo elegir es informarse por medio de alguna plataforma fácil y asequible para invertir en línea y disponer de los tokens necesarios para cada una de las opciones.

COINBASE (VISA)

Coinbase ofrece grandes facilidades de uso, va por aplicación y es muy sencilla de entender. A diferencia de otras tarjetas de débito, sí cobra por transacción y cobros fuera del país de residencia. También pueden aplicarse tarifas de conversión de criptomonedas (y pueden ser elevadas). También cobra por pedirla, 5 euros, y llega al domicilio del interesado dos semanas después de haberla solicitado. A lo largo del 2021 se espera que llegue a Estados Unidos, de hecho, ya se ha abierto la lista de espera. La tarjeta elimina intermediarios y, en su lugar, extrae fondos directamente de la cuenta que el cliente tiene en Coinbase. En cuanto al número de monedas que admite, según afirman desde su web son más de 30 en Europa (y convierte todo a dólares estadounidenses o euros antes de completar compras y retiros en cajeros automáticos).

En la aplicación de la plataforma podrás realizar un seguimiento de las transacciones recientes y las recompensas que hayas conseguido. Puedes administrar todas las monedas desde ahí, desde las que quieres gastar hasta las que prefieres ahorrar.

NEXO (MASTERCARD)

Esta tarjeta aun no está disponible, pero se espera que en breve periodo de tiempo esté en funcionamiento. Ofrece a los miembros ganar intereses en monedas fiat como el euro, el dólar norteamericano, la libra esterlina y algunas stablecoins. Otra de las novedades es que permite pedir préstamos. Estos pueden ser reembolsados mediante divisas digitales o fiat por medio de la cuenta.

La unión de Nexo y MasterCard ofrece intereses para los cargos realizados que están situados en un 5,9%, no hay tarifas de cambio ni por 30 días ni al año. Además de esto, los miembros reciben un reembolso del 2% en efectivo o, si se prefiere, en tokens de su moneda o de Bitcoins.

BLOCKFI (VISA)

Hablamos de una tarjeta de crédito en este caso, la primera en el mundo cripto. No cobra, ni tasas por mantenimiento ni por transacciones ni internacionales ni nacionales. Aún no ha salido, pero también tiene lista de espera en Estados Unidos. Para todas las personas que deseen más información pueden seguir en su página web los avances y pueden apuntarse ahí mismo a la lista para así poder recibir su tarjeta lo antes posible.

Como se plantea el futuro

Si bien estas son las tarjetas que ya se han creado en el futuro se espera que sean muchas más. Se tienen que afinar las comisiones de cambio, de mantenimiento y de transacción además de los beneficios que aportaría estas tarjetas con respecto a las de dinero gubernamental.

PayPal también está interesado en este sector y ya ha realizado inversiones en este campo. En Estados Unidos PayPal ya permite pagar en Bitcoins con “Checkout with Crypto”, se espera que en no mucho tiempo se extienda por otros países.

El FOMO (miedo a perderse la oportunidad) hace que el mercado cripto a veces se parezca más a un casino, sus propietarios quieren actuar por impulsos o premoniciones. Esto hace que algunas de las inversiones terminen sin ser tan efectivas como pretendían ser en un principio. Aun así, esta idea a no querer que pase el tren y sin subirnos en él hace que cada vez haya más personas interesadas en este activo. Por otro lado, algunos países como China han creado su propio activo en este campo, el Yuan digital, según algunas noticias habría pagado parte del sueldo a sus funcionarios con él. En los próximos años se espera que otros países sigan su ejemplo.

Una cosa está clara, estas divisas no son el futuro, son el presente, pero también son el pasado, ya que muchas han cumplido ya los diez años de existencia. Aun deben afinarse graves problemas como su volatilidad al alza. Otro de los puntos a mejorar son los retrocesos, existen cada vez más especuladores que provocan estos retrocesos. Y es que en el momento en el que Bitcoin sube mucho los especuladores provocan su marcha atrás. Todas estas Start Up de monedas se muestran como una alternativa a las monedas gubernamentales, eso sí, las leyes irán cambiando según vaya aumentando su poder y no precisamente a su favor.

Veremos también en los próximos años como no solo estos activos estarán en, cada vez más, carteras de inversores sino como pasarán de ser depósitos de valor destinados al ahorro como a activos que serán gastados en algún momento,

Como puedes apreciar el universo Cripto cada día es más amplio. Las divisas digitales no solo se utilizan para invertir o para ahorrar, sino que intentan ser parte de la economía doméstica de los propietarios. Apps, códigos QR o tarjetas de débito y crédito tan solo son la punta del iceberg de un futuro mercado aún mayor.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Manuel Trujillo

Periodista apasionado por todo lo que le rodea es, informativamente, un todoterreno

Lo más leído