Dinamismo ideal

Kia Stinger, mucho más que una jugada de imagen

La nueva berlina deportiva de Kia sigue el diseño y la ingeniería del GT Concept de 2011 y será el modelo de producción de más altas prestaciones en la historia de la marca

El Kia Stinger entra de lleno al segemento de las berlinas premium por derecho propio, gracias a unas características sobresalientes en la mayoría de sus apartados. Se convierte en el vehículo ‘de gala’ de la marca coreana, y entra a competir con modelos muy variados como el Audi A5 Sportback, el Volkswagen Arteon o el BMW Serie 4 Gran Coupé de los que ya hemos hecho una jugosa comparativa. Viendo sus características, se posiciona como una gran alternativa y además no dejará indiferente a nadie.

Es un coche con aspiraciones globales pensado para conductores que disfrutan de la conducción y no se preocupan por el llavero que llevan en el bolsillo, un vehículo para entendidos. El Stinger mide 4.830 mm de largo y 1.870 mm de ancho, por lo que resulta mayor que otras berlinas deportivas, además de ofrecer un habitáculo y un maletero espaciosos. Con un volumen de 406 l (VDA), el maletero del Stinger puede alojar entre cuatro y cinco bolsas de viaje.

Bajo el capó del Kia Stinger hay una gama de tres motores longitudinales turboalimentados, con turbocompresor en toda esta gama de motores. El motor que previsiblemente será el de mayor venta en Europa es el turbodiésel de 2,2 l, capaz de generar 200 CV a 3.800 rpm. Su par máximo, 440 Nm, está disponible entre 1.750 y 2.750 rpm, lo que permite que el coche pueda acelerar de 0 a 100 km/h en 7,6 s y alcanzar 230 km/h de velocidad máxima.

El motor gasolina «Theta» de cuatro cilindros turboalimentado y 2,0 l de cilindrada produce 255 CV a 6.200 rpm y su par máximo, 353 Nm, está disponible entre 1.400 y 4,000 rpm permite que el coche pueda acelerar de 0 a 100 kmh en 6 segundos. El motor 2.0l de Stinger puede lograr una velocidad máxima de 240 km/h.

El motor más potente del Stinger es el «Lambda II» de gasolina V6 biturbo de 3,3 l, con una potencia máxima de 370 CV que llega a 6.000 rpm y 510 Nm de par entre 1.300 y 4.500 rpm. Su funcionamiento es muy suave y agradable y no exento de carácter.

Las versiones GT impulsadas por el motor turboalimentado de 3.3 l pueden acelerar de 0 a 100 km/h en 4,9 s, por lo que se trata del el Kia de producción con más aceleración entre los fabricados hasta ahora. Con este motor, Kia prevé una velocidad máxima de 270 km/h.

De serie en todas las versiones, el Stinger lleva la segunda generación de una caja de cambios automática de ocho velocidades controlada electrónicamente. Esta caja de cambios ha sido diseñada por la compañía y proporciona al conductor cambios rápidos y una excelente economía de consumo. Los conductores pueden escoger entre cincos modos de funcionamiento: Eco, Sport, Sport+, Comfort y Smart. La suspensión ECS está instalada de serie en las versiones GT.

La instrumentación presenta una combinación de indicadores analógicos y digitales. Los grandes indicadores tienen un marco metálico y agujas rojas. Una pantalla TFT en color entre los dos indicadores muestra datos de prestaciones, como fuerzas G laterales, tiempos por vuelta o temperatura del aceite, junto con información auxiliar como las del ordenador de viaje, los ajustes del conductor, navegación y diagnósticos.

Estará disponible con sistemas de asistencia a la conducción (Advanced Driver Assistance Systems ADAS). Está equipado de serie con el Sistema de Gestión de Estabilidad del Vehículo (Vehicle Stability Management VSM) , que mejorala estabilidad en frenada y en curva si detecta una pérdida de adherencia, actuando sobre el Control Electrónico de Estabilidad (Electronic Stability Control ESC).

Otros dispositivos DRIVE WiSE disponibles son: aviso de colisión frontal y frenada de emergencia autónoma con detección de peatones; control de crucero avanzado; sistema de asistencia de mantenimiento en el carril; alerta de tráfico cruzado trasero; sistema de monitorización del entorno en velocidad baja; detección de vehículo en el ángulo muerto; y asistente dinámico para luces de carretera.

Como novedad para Kia, el Stinger también está disponible con el sistema de alerta de la atención del conductor (Driver Attention Alert DAA), que previene la distracción y la somnolencia al conducir.

La seguridad pasiva está respaldada por una estructura fabricada con un alto porcentaje de Acero Avanzado de Alta Resistencia, así como siete airbags de serie (frontales, laterales delanteros, de cortina y de rodillas para el conductor). Todas estas características incorporadas en los Kia, han hecho que tengan grandes cifras de ventas en Europa.

El Stinger incorpora sistemas de infoentretenimiento y tecnologías para el conductor. La pantalla Head-Up Display (HUD) ajustable en altura permite que el conductor vea reflejada en el parabrisas informaciones clave para la conducción, incluida la velocidad, las indicaciones del navegador, los ajustes del audio, el control de crucero y la información del detector de vehículos en el ángulo muerto (Blind Spot Detection). Sobre la consola central hay una superficie para la carga sin cable de un smartphone, la conexión de manos libres Bluetooth es equipamiento de serie.

También cuenta de serie con una pantalla táctil de 7 pulgadas para el sistema de navegación con cámara de asistencia al estacionamiento, Android Auto y servicios de conectividad TomTom, en las versiones “GT line” y “GT” esta pantalla es de 8 pulgadas.

El equipo de audio base lleva seis altavoces y una pantalla táctil de siete pulgadas y se puede elegir uno opcional de nueve altavoces con amplificadores externos. En las versiones más altas, los clientes tienen a su disposición un sistema de infoentretenimiento con una pantalla táctil de 8,0 pulgadas (20 cm), emparejado con un potente equipo surround Harman-Kardon de 720 W y 15 altavoces.

La mayoría de las versiones de tracción total (y algunas de tracción trasera, dependiendo de la versión) estarán disponibles con un volante provisto de calefacción, limpiaparabrisas con sensor de lluvia y asientos delanteros con ventilación y calefacción.

También se ofrecerá como opción un portón automático inteligente, con el que se podrá abrir el maletero mediante la llave inteligente o un botón en el salpicadero. Este portón también se abre automáticamente si, durante tres segundos, detecta que la llave inteligente del propietario está cerca, lo que le permite acceder al maletero aunque no tenga una mano libre para abrir el portón.

El Kia Stinger estará a la venta en Europa durante el último trimestre del año, desde 37.900 euros.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído