Novedades

La justicia tumba las sanciones contra los coches de Uber y Cabify

La sanción más común que reciben las VTC es por «estar estacionado en vía pública a la espera de la captación de clientes sin estar previamente contratado». Las multas alcanzan los 601 euros al ser consideradas una infracción grave del Reglamento de la Ley de Ordenación de los Transportes Terrestres de 1990, según las administraciones demandantes.(¿Sabías que Podemos se financia estas navidades con Airbnb, Uber y Cabify?)

Pero los tribunales consideran que el hecho de que un vehículo VTC se encuentre estacionado en la calle, aunque sea en las cercanías de una estación de tren o autobús, un aeropuerto o un estadio de fútbol no presupone que se quiera captar viajeros. Alegan, además, según elpais que la mera denuncia del agente -usualmente un policía municipal- no sirve de prueba suficiente que acredite este comportamiento y que la legislación vigente no recoge esa figura del estacionamiento como motivo de sanción.(¿Qué te sale más barato, el taxi, Uber o Cabify?)

Así consta en al menos tres sentencias de los juzgados de lo contencioso-administrativo de Madrid contra otras tantas sanciones de la Consejería de Transportes de la Comunidad de Madrid.

Los fallos judiciales contradicen la tesis que defienden las asociaciones de taxistas de que muchas de las empresas de VTC actúan en realidad como taxis, ya que recogen al público en la vía o estacionan en lugares donde hay una potencial demanda de viajeros (estadios, estaciones, locales de ocio, etcétera) para captar rápidamente a los pasajeros en cuanto estos solicitan un trayecto a través de las app como Uber o Cabify.

VIDEO DESTACADO:¿Sabes cómo aprenden a conducir los coches autónomos de Uber?

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído