Algunos factores estructurales fallan

España: Un 23% de desempleo

España: Un 23% de desempleo
Empresa, empleo, nivel de ocupación y paro. PD

¿Una sociedad y país y Estado que sufre un 20-23% de desempleo en una época, que lleva unos años con esas cifras quiere decir que algunos factores estructurales fallan?

¿Una sociedad que vive en un entorno social, cultural, económico en el que el resto de Estados y naciones, Centroeuropa tiene un desempleo del 5-10% quiere decir que algunas cosas en esa primera sociedad no hace de forma correcta y que debe por tanto analizar, averiguar y corregir?

¿Por lo tanto tendrá que aprender de esas sociedades que tienen en su entorno un desempleo del diez por ciento y menos…?

1. Una sociedad así tiene que tener factores y variables y relaciones tanto coyunturales y estructurales que no funcionan de forma correcta, a y en todos los niveles. Por lo tanto se necesita buscar y analizar cuales son y ya sabiéndolo ponerse de acuerdo para llevarlos a cabo. Factores no solo económicos, ni solo políticos, sino morales, éticos, sociales, de mentalidad, psicológicos, etc.

2. Quizás sería necesario unos nuevos pactos de la Moncloa, a nivel nacional, quizás también unos nuevos pactos similares a la Moncloa a nivel regional. Ya que el Estado, según dicen solo maneja un euro de cada cinco, el resto lo gasta cada comunidad autónoma. Al menos unos pactos nacionales, de la mayoría de partidos y sindicatos y empresas para llegar a acuerdos, acuerdos reales y profundos por el bien general y el bien común y el bien de todos y el bien de la mayoría…

3. Por lo cual sería esencial que el Estado encargase a un equipo lo más amplio posible de grandes economistas que estudien en unos meses cuales son los graves problemas económicos y estructurales que sufre la sociedad de la Piel de Toro. Que analicen y expliquen cuales son dichas variables, cuales las soluciones tácticas, coyunturales, estructurales. Y que después muestren cuales serían las soluciones teóricas y prácticas para salir de esta situación.

4. Ante el análisis y las soluciones que ofrezcan esos grandes economistas del país, de todos los espectros sociopolíticos, treinta o cuarenta o cincuenta. Esa comisión, que en unos meses estudien y analicen dicho problema. Ante esa solución las grandes fuerzas sociopolíticas, económicas, sindicales y el resto de la sociedad deberían aceptarla.

5. Si es necesario crear un gran pacto nacional socioeconómico para salir de la grave crisis económica que sufre el país y la sociedad. No se puede tolerar que haya en algunas regiones más del veinte por ciento de desempleo, que entre la juventud llegue al cuarenta por ciento. Si en Alemania se indica que los grandes bloques ideológicos y sociopolíticos han sido capaces de ponerse de acuerdo para tomar una serie de medidas nacionales, de gobierno y de Estado para solucionar problemas y no caer en la crisis. No entendemos por qué en Celtiberia no podemos hacer lo mismo. Estando en una crisis muy superior y que se arrastran décadas y de no solucionarse no sabemos cómo y dónde terminará y dónde nos llevará.

6. Los grandes sistemas ideológicos políticos, nacionales, y los regionales, en todas sus escalas por el bien de la sociedad, del Estado, de los seres humanos deben ponerse de acuerdo en seguir las recetas que esa hipotética Comisión de Grandes Expertos económicos indiquen para la solución de la grave crisis estructural y coyuntural que la sociedad está sufriendo. Y que ya está en el límite, y cuándo se está en el límite no solo se producen vaivenes ideológicos y de elecciones, sino que pueden acarrear aún más graves consecuencias.

Ante esta hipotética solución, no parece la mejor solución que dos formaciones políticas, para obtener los apoyos necesarios «pacten diez o cincuenta u ochenta medidas», llamadas de transparencia o el nombre que se les otorgue, y se dejen fuera del acuerdo a otra formación política, que incluso ha sido mayoritaria en votos. Porque lo que estamos indicando es que una Comisión Independiente de grandes expertos económicos, indiquen situación y medidas, y que a éstas se unan todas las fuerzas políticas. Es decir, un proceso al revés.

7. La estabilidad política es un elemento esencial para poder salir de la crisis. Y no aprovechar la crisis económica para mover y remover el nogal y así recoger nueces. Nueces para intentar cambiar la Constitución, para intentar modificar el marco institucional global, la organización política, etc. Bastante es ya con los problemas económicos de millones de familias para crear más motivos de desestabilizad. Sabiendo que el sistema económico en sociedades y países que no tengan estabilidad se paralizan inversiones, se marchan capitales, se reducen las producciones de las empresas… Los factores negativos van aumentando y no reduciéndose.

8. Si un pincel se fabrica aquí en el suelo patrio a un euro, y en algún otro lugar del mundo a 0,10 cms de euro, y con el transporte puede llegar aquí a un coste de 0,30 euros. Es fácil el cálculo y lo que está sucediendo, que millones de productos producidos en algún otro continente son más económicos que los producidos aquí. Por lo cual la industria o gran parte de ella no es competitiva. Y cada vez se irá reduciendo más. Por lo cual, los expertos en economía nos tendrán que decir qué hay que hacer para reducir los costes o para ser competitivos, y los poderes políticos y económicos tendrán que atenerse a las fórmulas que nos indiquen. Incluido el pueblo. Porque es mejor sacrificarse ahora, que no otras generaciones futuras arrastren una crisis que ya sería crónica.

9. Por tanto, se necesita y se exige un gran pacto nacional incentivado, al menos por las grandes fuerzas sociopolíticas, y que acate quién gobierne en las regiones y en el Estado y quién no gobierne, y que las medidas que sean indicadas por los expertos se pongan en funcionamiento y se espere den fruto, para que en una o en dos legislaturas se pueda pasar de un desempleo del 25% a un desempleo del diez por ciento. De no hacerse así, la situación de la sociedad y del país en todos los sentidos se irá deteriorando gravemente. Es mejor perder algo, que todas los estratos sociales pierdan algo para no perder todo o casi todo… Las fuerzas sociopolíticas e ideológicas están en función del bien general de la sociedad y del país, no el país en función de sus intereses de partido o de organización. Las fuerzas sociopolíticas e ideológicas no solo pueden pensar en el bien electoral de sus formaciones y organizaciones a un plazo de cuatro u ocho años, sino en el bien general de la sociedad y de todas las clases sociales a corto y medio y largo plazo…

Para repartir trigo antes hay que producir trigo, y trigo en abundancia.

No comprendemos como las grandes fuerzas sociopolíticas en los organismos europeos se ponen de acuerdo en muchas medidas y en el suelo patrio están, o parecen estar siempre a la greña…

10. Se indica que cada español adulto paga de impuestos al Estado entre el 30-50% por lo cual de ser cierto, es evidente que ya no se puede obtener más impuestos, tanto sea de forma directa o de forma indirecta. Y por lo tanto, hay que plantearse producir más, para exportar más, para consumir más, y eso permita obtener los mismos impuestos… Por lo cual se tendrá que organizar las medidas necesarias en este sentido. A más impuestos menos consumo interno. Y si hay menos consumo interno menos recogida de impuestos. Y a menos impuestos menos servicios sociales y menos Estado de bienestar, en la teoría y en la práctica. Por lo cual hay que romper esta serpiente que se enrosca… para que el Estado tenga los impuestos necesarios para funcionar en todos sus facetas y funciones, y al mismo tiempo reducir los impuestos para que la economía sea más competitiva, interna y exteriormente.

11. Y las fuerzas ideológicas y sociopolíticas acepten esas medidas que se indiquen, aunque no sean populares, aunque no sean agradables, se las deben explicar al pueblo que las acoja y las asuma. Incluso esas medidas no les gusten e incluso no vayan con sus programas. Porque mejor es sufrir un tiempo de hospitalización, aunque sea doloroso, a que el enfermo fallezca o se quede en una situación crónica… Hay que explicar al pueblo la realidad y la verdadera realidad y las verdaderas soluciones y no pequeñas respuestas y soluciones que algo alivian pero que no resuelven los problemas…

Si cualquier persona ha tenido que soportar o tendrá que soportar el fallecimiento de su padre o de su madre, o de su hermano, incluso algunos de su hijo. Y lo tienen que asumir, suponemos que el pueblo será capaz de soportar la realidad del mundo, la realidad de la economía, si se le explica el pueblo o gran parte de él, aceptará sacrificios, y pensará que es mejor perder un dedo que no un brazo… Pero hay que explicarle o que nos expliquen y nos demuestren la verdad y la realidad. Lo real y lo posible y no lo imposible. Y no dejarse engañar con utopías o mentiras o verdades a medias o eslóganes o máximas imposibles o boutades o globos sonda…

Al final, una entidad jurídico política (ayuntamiento, región, Estado, diputación) es como una familia, en cuanto a la economía, tiene mil euros, y ya antes de ganarlos, ya tiene fijos novecientos euros de gasto, solo le queda cien para intentar algo especial. Lo mismo sucede al resto de entidades sociopolíticas. Y eso, sin contar con la deuda.

12. Es necesarios que todas las fuerzas políticas e ideológicas, nacionales y regionales, de un color y de otro, piensen en el bien común y general, y no en sus intereses sociales o políticos o ideológicos por el bien nuestro y por el bien de las futuras generaciones… Es necesario un gran pacto nacional y regional para salir de la situación.

13. Europa y Estados Unidos no debe permitir que la Península Ibérica se desestabilice, porque si lo hace no solo se desestabilizará económicamente, sino también social y políticamente. Por tanto tienen que presionar y exigir que no se pueda permitir que el flanco suroeste de Europa se debilite de tal forma y que acabe en una situación impredecible muy negativa. Europa y Estados Unidos deben presionar a todas las fuerzas sociales y políticas e ideológicas hispánicas que piensen en el bien común y general y en el pueblo y en la mayoría para que el hierro no se doble. Por tanto obligarles de todas las formas que puedan y tengan que se realice un gran pacto nacional. Ya que la desestabilización en el Occidente de Europa y del Mediterráneo tendría y podría tener consecuencias no solo económicas, ni solo políticas sino geoestratégicas en distintos órdenes de la realidad, para Iberia, para Europa, para Occidente.

14. Por tanto, sean cuales sean los resultados de las elecciones o hayan sido es necesario que se cree por parte del Estado con la connivencia de todas las fuerzas políticas una comisión de expertos económicos y políticos que indiquen cuales son los factores graves de la crisis y aporten una serie de soluciones tácticas y estratégicas, coyunturales y estructurales y que todas las fuerzas políticas, o al menos, las grandes fuerzas políticas nacionales y regionales acepten dichas medidas y las apliquen en todo el Estado. Estén en el gobierno o estén en la oposición, a nivel nacional, regional, local, etc.

¿Si no es así podemos ir cayendo cada más vez en una crisis que será mayor, mayor en todos los sentidos, económicos, políticos, sociales, culturales, morales…? ¿Y lo que pueda venir a medio plazo nadie lo puede prever, pero nada bueno…? ¿Qué de verdad se escuche al pueblo y a la voluntad general que no saben a quién votar, y de ahí todos los vaivenes electorales, para que nos saque de esta enorme crisis que se está llevando no solo la riqueza material, sino los grandes valores de la sociedad…? ¿Y qué nadie sabe cómo terminará de no solucionarse…?

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído