El Rey pide un diálogo social «constructivo», que «mire por el interés común y los más vulnerables»

El Rey Felipe VI ha destacado este martes la importancia del diálogo social en España como «pilar del sistema democrático» y ha indicado que éste debe ser «constructivo y mirar siempre por el bien común y el interés general» y con la vista puesta especialmente en los más vulnerables.

Durante una conferencia nacional ‘El futuro del trabajo que queremos’, organizada por la OIT, el monarca ha subrayado que el diálogo social, al que da amparo la Constitución, ha sido una «herramienta esencial» para lograr consensos y ha permitido a España alcanzar «cotas muy altas» de progreso.

En el transcurso de su intervención, el Rey ha señalado que la crisis afectó gravemente al bienestar de millones de ciudadanos, concretamente a miles de jóvenes que no pudieron acceder al mercado laboral.

«Tenemos siempre la obligación de estar cerca de las personas más vulnerables y desfavorecidas y, si hablamos de jóvenes, estamos hablando además de la principal esperanza de futuro de nuestra sociedad», ha enfatizado.

El Rey se ha referido también a la globalización, de la que ha dicho que ha permitido sacar de la pobreza a millones de personas en todo el mundo durante las últimas décadas. Al mismo tiempo, ha apuntado que se está produciendo una «competencia creciente» entre los países europeos, que obliga a innovar, adaptar procesos y ganar en productividad.

La digitalización ha sido otro de los puntos mencionados por el monarca en su discurso. De ella ha dicho que ya está teniendo un papel decisivo en la economía y la sociedad y que está provocando que, cada vez, se prescinda de trabajadores. Pero, en paralelo, este proceso ha hecho que surjan otras ocupaciones, «inimaginables hace apenas una década», para las que se precisan nuevos conocimientos y destrezas.

«Y no cabe duda de que la adecuación a esta realidad es además clave para nuestra competitividad, para nuestra capacidad de participar en los mercados globales», ha significado el Rey.

En este contexto, el monarca ha pedido apostar por la educación y por la formación permanente del trabajador a lo largo de toda su vida laboral, al tiempo que ha animado a incentivar el espíritu emprendedor y a crear condiciones para que una mayor movilidad permita adecuar mejor la oferta y la demanda en unos mercados cada vez más amplios.

«Tenemos grandes retos por delante, pero también oportunidades muy interesantes (…) El futuro del trabajo que queremos es, en definitiva, el futuro de la sociedad que queremos», ha concluido.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído