Economía
Familia RS

La vida en pareja es siempre mas complicada de lo que creemos (Lo más buscado por los murcianos en porno que te dejará patas arriba ).

Hace unos días la publicación de un hombre en Facebook se volvió viral por describir su rol de trabajo y el de su esposa Sarah al quedarse en casa a cuidar de sus tres hijos (¿Sabes cuáles son las 10 señales de alarma que indican que debes cambiar de dieta?).

Brad tiene una página llamada DadMum donde cuenta las peripecias de ser padre junto a su esposa, así como consejos y problemáticas que viven día a día con sus hijos.

Sin embargo, una posteo fue masivamente compartido despertando reacciones de todo tipo al señalar lo cansado que estaba al regresar de un día muy pesado de trabajo, consiguiendo más de 13,000 reacciones en su cuenta de la red social.

Pero la publicación en la que aseguraba que él se esforzaba trabajando mientras su esposa "no lo hacía" era en realidad un irónico pero poderoso mensaje que se hizo tendencia rápidamente.

"Hoy es un día movido en el trabajo. Tenemos nuestra reunión mensual y tengo que viajar cinco horas de ida y vuelta en auto y tren. Es agotador, ¿y qué está haciendo mi esposa? No mucho", expresó en su página.

"Solo tiene que vestir y alimentar a dos niños mientras le da pecho a un bebé. Luego, sin duda, tendrá que llevarlos al parque. ¡Qué fácil es eso! Todo lo que tiene que hacer es ordenar sus bolsos, encontrar sus gorros, empacar algunos aperitivos y cambios de ropa en el auto. Cuando lleguen tendrá que amamantar al bebé de nuevo, además de interactuar y ayudar a los otros dos niños en los columpios para que no se aburran. Qué fácil...", continuó.

"Luego en la tarde querrán pasear en bicicleta, patinetas o go karts y probablemente ella tenga que sentarse alimentando a Teddy de nuevo. A las 16 hrs. volverán a cansarse y se pondrán de mal humor. Ella luchará con ellos por cosas tontas como 'no le pegues a tu hermano'", agregó.

Solo tiene que vestir y alimentar a dos niños mientras le da pecho a un bebé. Luego, sin duda, tendrá que llevarlos al parque. ¡Qué fácil es eso!

"Cuando ella quiera saber cómo estoy yo (...) probablemente tendré que responder con un mensaje automático porque estoy muy ocupado . (Y cuando llegue a la casa) ella estará cansada, apestosamente frustrada y enferma de ser tocada. Ella estará irritable, sucia y sin querer nada más que una ducha, un champú y una taza de té caliente"

Eso añade en la publicación de Facebook, según recoge infobae:

"Es un día difícil para mí, pero no se compara con el de ella. Gracias Sarah por todo lo que haces por nosotros".

La publicación causó sensación no solo por lo brillante del mensaje, sino porque una gran cantidad de mujeres se sintieron conmovidas por las palabras de Brad, asegurando que hay quienes no conocen lo difícil que puede resultar el quedarse en casa cuidando a menores de edad.

En algunas de sus publicaciones refiere que el año pasado ya habían sufrido un crisis matrimonial, con la cual él se dio cuenta que necesitaba pasar más tiempo con sus hijos y asegura que aprendió a que agradecer a sus esposa de vez en cuando y hacerce cargo de las responsabilidades, que también son suyas, sobre la casa y sus hijos, le ha cambiado su forma de ver la vida y ha hecho maravillas en su relación de pareja.

Brad y Sarah eran novios desde la adolescencia, se casaron cuando tenían 21 y 23 años respectivamente; vivieron la pérdida de su primer bebé Buddy, sin embargo su amor los hizo permanecer juntos y procrear tres hijos más.

Brad típicamente bloguea en su papel como padre y esposo en una relación moderna, así como también alejarse de clichés de roles establecidos.

"Publicaba mis pensamientos como padre y comencé a escribir por pura demanda. La gente quería que yo escribiera. Convertirme en un blogger nunca estaba en mi 'lista de tareas', pero he encontrado una forma de comunicarme con la gente y realmente lo disfruto. Esos momentos en los que me detengo y pienso en mi propia vida y nuestra relación son a menudo los momentos en que más aprendo sobre nosotros", aseguró en su página.

"Hay tanta gente por ahí que son como Sarah y yo. Ellos piensan lo mismo, pelean igual y aman lo mismo. Es genial saber que no estamos solos y creo que es por eso que las personas siguen blogs como el mío", comentó.

Las mujeres dedican 59 horas a la semana al trabajo doméstico y de cuidados, tres veces más que los hombres que dedican 22 horas promedio, señaló un estudio de la Cepal sobre países en América Latina como México.

Y es que los diversos organismos de la ONU han descrito que existe una problemática en estos países para reconocer la carga de trabajo extra de las mujeres al trabajo no remunerado que se pareciera ser invisible en el hogar y en los cuidados de los hijos y de los enfermos.

Esta desigualdad también afecta su desempeño laboral, donde ellas tienen los empleos más vulnerables: a tiempo parcial o el trabajo por cuenta propia, metodologías que responden a la necesidad de flexibilidad, ya que la mayoría tienen también a cargo el cuidado de los niños y los ancianos, haciendo que estén desprotegidas en el ámbito económico.

En México, por ejemplo, el valor del trabajo doméstico no remunerado representa casi 25 por ciento del producto interno bruto (PIB).