EL GOBIERNO SOCIAL-COMUNISTA, SUS AMIGOS, SOCIOS Y COMPINCHES

Pedro Sánchez coloca a todos sus amigotes del PSOE en puestos públicos, con sueldos opíparos

Pedro Sánchez coloca a todos sus amigotes del PSOE en puestos públicos, con sueldos opíparos
Pedro Sanchez con otros miembros de la Ejecutiva del PSOE. PD

Como titula con sorna Luz Sela en OKdiario este 5 de febrero de 2020, a los ‘liberados’ del PSOE «les ha tocado el cuponazo».

Para ser más exactos y dado el montante del premio, tendríamos que decir que lo que les ha caído encima a los dirigentes socialistas es la Lotería primitiva, porque al que no han hecho embajador, lo han nombrado secretarios de Estado.

Y en los casos en que no había cargo disponible, lo que ha hecho Pedro Sánchez para no dejar a ninguno de sus fieles subalternos sin sillón, coche oficial, oropeles y sueldazo, es crear el cargo tirando del BPE.

Y el resultado está a la vista: los miembros de la comisión permanente del PSOE, el núcleo duro de dirección del partido, los que fueron fieles a Sánchez cuando le hizo falta, están cobrando ya del erario público y a base de bien,

A estas altura, el 70% de la Ejecutiva del PSOE disfruta de un sueldo público.

Es la manera que tiene Pedro Sánchez de retribuir su lealtad: pagarles una nómina a cargo del bolsillo de los españoles.

El último en subirse al carro ha sido Francisco Polo, secretario de Emprendimiento, Ciencia e Innovación socialista y nombrado hace unos días  Alto Comisionado para la España Nación Emprendedora, tras su paso como secretario de Estado de Agenda Digital en el anterior Ejecutivo de Sánchez. Un puesto ‘a medida’ con una remuneración que se situaría por encima de los 100.000 euros.

Un repaso a los elegidos de Sánchez lleva a una primera conclusión: el núcleo duro de la Ejecutiva ha sido agraciado con el sueldazo del Estado, que somos todos, aunque unos más que otros.

La presidenta del PSOE, Cristina Narbona, es vicepresidenta primera del Senado, y Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, secretario del área de Relaciones Institucionales, vicepresidente primero del Congreso.

José Luis Ábalos, ministro de Fomento, es secretario de Organización y titular de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana;  la vicepresidenta Carmen Calvo es, además, secretaria de Igualdad del PSOE.

Los cambios proyectados por Sánchez, y que serán aprobados en las próximas semanas, incluyen también en la Ejecutiva a María Jesús Montero (Hacienda), Salvador Illa (Sanidad), Carolina Darias (Política Territorial) y José Manuel Rodríguez Uribes (Cultura y Deportes). Las modificaciones del organigrama pretenden reforzar la dirección socialista, una vez ultimado el Gobierno de coalición con Pablo Iglesias.

Los ministros cobran 74.858 euros y los vicepresidentes, 79.746 euros.

Siguiendo con la relación, los agraciados con las presidencias de las comisiones del Congreso (un plus de 1.516 euros mensuales a sumar al sueldo base de diputado, de 2.981) son Santos Cerdán -uno de los hombres de máxima confianza del presidente socialista y con un papel clave en el ‘aparato’ de Ferraz;  Patxi López, secretario de Política Federal del PSOE; Pilar Cancela, secretaria Políticas Migratorias y PSOE del exterior; Susana Sumelzo, secretaria Política Municipal; Javier Izquierdo Roncero, responsable del Área sociolaboral del partido, y  María Luisa Carcedo, secretaria de Sanidad y Consumo socialista.

Las bicocas no se terminan ahí, sino que hay embajadas y otras canonjías altamente retribuidas para los afines al presidente. En definitiva, a la mayoría de la Ejecutiva socialista le pagan la nómina los españoles.

Es lo que tiene ser amigo de Pedro Sánchez: que se vive a lo grande bajo el paraguas protector del Estado.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído