Fainé confía en encontrar «un traje a medida» para todas las cajas de ahorros

Fainé confía en encontrar "un traje a medida" para todas las cajas de ahorros
. Agencia EFE

El recién elegido presidente de la Confederación Española de Cajas de Ahorros (CECA), Isidro Fainé, aseguró hoy que la patronal encontrará «el traje a medida para todas las cajas» y que, si bien con distintas opciones para su nueva configuración, «en poco tiempo habrá soluciones concretas».

Fainé hizo esta consideración en una rueda de prensa en la que estuvo acompañado por todos los miembros de la nueva Comisión Ejecutiva de la patronal: los vicepresidentes Amado Franco, Rodrigo Rato, Braulio Medel y Modesto Crespo; el secretario, Carlos Egea, y el director general, José Antonio Olavarrieta.

Esta era la primera comparecencia pública de Fainé después de que el consejo de administración de la CECA le eligiese ayer nuevo presidente de la patronal, y a Franco, máximo dirigente de Ibercaja, vicepresidente primero, aunque las funciones ejecutivas de la patronal las mantiene Olavarrieta.

El nuevo presidente señaló que su equipo pretende reforzar los recursos propios y que ya tienen las ideas para hacer «el traje», es decir, que no parten «de cero», sino que «hay muchas fórmulas» para dar recursos propios a las cajas.

Añadió que van a trabajar «rápido» sobre las cuotas participativas -títulos similares a las acciones- y que «en tres meses podríamos tenerlo todo cerrado», aunque precisó que, si fuera por él «nunca se privatizarían las cajas».

Fainé insistió en defender el modelo de las cajas de ahorros en una «época de vacas flacas», en la que aún así «todas las cajas tienen salida y saldrán bien. Y si no, al tiempo».

Explicó que «siempre que hay bajada de márgenes financieros hay que llevar a cabo economías de escala para competir mejor, y una fórmula para ello es que se produzcan fusiones».

Respecto a la polémica que le enfrentaba con el único candidato oficial a la presidencia de la CECA, Amado Franco, Fainé señaló que el nuevo consejo de administración de la institución es «una piña» con «un propósito común» y un «respeto mutuo, desde la caja más pequeña a la más grande».

Añadió que él y el nuevo vicepresidente primero sólo necesitaron «cinco minutos» para darse cuenta de que defienden los mismos intereses sobre el futuro de las cajas.

Al fin y al cabo, resumió Fainé, en este consejo «compartimos la misma filosofía, la misma vocación y tenemos una dosis de moderación», además de comunicación y «una chispa de buen humor».

«Estamos convencidos de que lo que es razonable acaba saliendo», afirmó, y destacó que todos en la CECA defienden el sistema de cajas y su obra social, que a juicio del ejecutivo catalán «es la más importante del mundo y debe subsistir».

Por su parte, Amado Franco aseguró que el acuerdo alcanzado en la patronal para designar a su nuevo presidente es «muy importante» y que hoy es «un buen día para las cajas».

Explicó que Fainé y él llegaron a un consenso porque había acuerdo «en lo fundamental, a pesar de que dentro de la patronal haya diversidad de opiniones».

El presidente de Ibercaja insistió en que ambos conocen el sector y saben «qué es lo mejor para que las cajas sigan funcionando como tal, cumpliendo su función financiera y social».

También indicó que las cajas de ahorros aspiran a tener las mismas reglas de juego que otras entidades, por lo que deben tener acceso a instrumentos para poder aumentar sus recursos de capital, algo «esencial» ante las nuevas exigencias internacionales.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído