Los TCP de Iberia rechazan en referéndum el preacuerdo para el convenio

Los tripulantes de cabina (TCP) de Iberia rechazaron este viernes en el referéndum realizado esta semana entre el colectivo el preacuerdo alcanzado entre la dirección y los sindicatos CTA, Sitcpla y UGT para la renovación del XVI convenio colectivo el pasado mes de mayo, con un 50,69% en contra del mismo, frente a un 47,60% a favor.

De los 4.300 TCP de Iberia llamados a las urnas, acudieron a votar finalmente 2.363 (un 54,95%), de los cuales 1.125 lo hicieron a favor del preacuerdo (un 47,60%) frente a 1.198 que lo hicieron en contra del mismo (un 50,69%). Además, hubo 20 votos nulos y otras tantas abstenciones, según informaron a Europa Press fuentes sindicales.

Era la segunda vez que el colectivo votaba este borrador firmado entre Iberia y los sindicatos CTA, Sitcpla y UGT, que no cuenta con el apoyo de Stavla ni CCOO, después de que a finales del pasado mes de mayo fuera rechazado en una primera votación.

En aquella ocasión, los TCP de la aerolínea dieron el ‘no’ al preacuerdo, con una participación del 46,4%. De los 1.994 votos emitidos, el 56,5% votó en contra y el 41,7% a favor, mientras que se contabilizaron 14 votos nulos y 21 en blanco.

Esta segunda consulta ha contado con casi nueve puntos porcentuales más de participación que el anterior, con un total 2.363 votos, es decir, 368 votos más. En esta ocasión, además, el ‘no’ se ha impuesto por 73 votos de diferencia.

Tras este resultado, el sindicato Sitcpla lamentó que «un 1,65% de los TCP deje sin convenio al colectivo» y consideró «muy duro» que durante el proceso «no haya habido debate de ideas como manda la democracia» sino que hayan «tenido que luchar exclusiva contra la falsedad e intoxicación» sembrada por «los proponentes del no».

Los sindicatos analizarán ahora los resultados del referéndum y durante los primeros días de la próxima semana estudiarán los pasos a seguir tras el rechazo del preacuerdo.

CONTENIDO DEL CONVENIO.

Este borrador incluía cuatro modificaciones relativas al régimen disciplinario del personal en cuanto a la revisión de los expedientes, que será semestral, y a otros aspectos que tienen que ver con las rotaciones en caso de cancelaciones de vuelos y con la seguridad laboral.

El preacuerdo sometido a votación contempla un incremento salarial en tablas del 2,5% para 2009, y el resto un 1,63%, hasta el 4,1% en un pago único, junto con los atrasos pendientes desde el 1 de enero de 2009.

Este incremento se fijó tras la huelga de cuatro días que los TCP secundaron el pasado invierno –26 y 27 de octubre y 10 y 11 de noviembre–, y que se saldó con más de 800 vuelos cancelados, unos 73.000 pasajeros afectados, y un coste diario de un millón de euros para la aerolínea.

Además, el convenio establece un aumento de horas de vuelo para dar salida a los nuevos destinos de larga distancia que Iberia está programando, lo que conllevaría la creación de 400 puestos de trabajo a partir del 1 de junio –230 de ellos con carácter indefinido–.

Por otro lado, 201 TCP, con edades comprendidas entre los 55 y 60 años, podrán acogerse de manera voluntaria al ERE o a la prejubilación, frente a las 177 prejubilaciones obligatorias que planteó Iberia en octubre. El objetivo es que alcance un mínimo de 130 trabajadores.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído