Iranzo sugiere combinar la subida del IVA con una rebaja de cinco puntos de las cotizaciones sociales

El director del Instituto de Estudios Económicos (IEE), Juan Iranzo, apuesta por combinar el incremento del IVA que acaba de entrar en vigor con una rebaja de cinco puntos de las cotizaciones que abonan los empresarios a la Seguridad Social y del impuesto de sociedades, y de dos puntos del IRPF, con el fin de potenciar la actividad económica.

«Al aumento de dos puntos del IVA debería añadirse de forma simultánea una rebaja de cinco puntos de las cotizaciones a la Seguridad Social y del impuesto de sociedades, y de dos puntos del IRPF, para generar más empleo», aconseja Iranzo en un artículo publicado en la revista Valores KPMG, en el que admite que subir el IVA es «necesario» en el camino para reconducir el excesivo déficit, que cerró en el 11,2% del PIB en 2009.

La propuesta del director del IEE se dirige a retocar la estructura impositiva para que los impuestos indirectos, como el IVA, ganen más peso en el sistema de tributos a costa de los gravámenes ligados a la actividad productiva (cotizaciones sociales o impuesto de sociedades).

Por su parte, el presidente de Analistas Financieros Internacionales (AFI), Emilio Ontiveros, cuestiona la decisión del Gobierno de aumentar la presión fiscal sobre el consumo, al considerar que «no es bueno drenar renta disponible cuando la economía está todavía en la pista de despegue».

En cuanto a la reforma laboral aprobada por decreto, tras dos años de infructuoso diálogo social, los expertos prefieren rebajar las expectativas y descartan que una nueva norma se convierta en la «panacea» del paro. «No se va a crear empleo por publicar una ley en el BOE. Habrá que dejar pasar un tiempo», indicó Ontiveros, quien insta a los grupos parlamentarios a introducir cambios durante su tramitación, como la aprobación de un contrato único, con una indemnización por despido progresivo, que rompa con la dualidad entre indefinidos y temporales. Es decir, se alinea con los planteamientos de los denominados ‘100 economistas’.

El director del Gabinete de Coyuntura y Estadística de la Fundación de Cajas de Ahorro (Funcas), Angel Laborda, también se suma a la exigencia de establecer una única modalidad de contrato laboral, aunque va más allá y plantea una reforma «profunda» del Estatuto de los Trabajadores, al optar por descentralizar la negociación de los convenios colectivos al nivel de empresas y suprimir la contratación temporal.

RECORTE DEL GASTO EN 100.000 MILLONES.

Para apuntalar la incipiente recuperación económica, Laborda recomienda mantener los estímulos fiscales, como el Plan E, hasta que la demanda del sector público se reestablezca. Sin embargo, Iranzo urge al Ejecutivo a acometer un recorte del 10%, unos 100.000 millones de euros, en el gasto público en lugar de «arreglar aceras», frente a la reducción en algo más de 5.000 millones de la inversión pública anunciada para situar el déficit al 3% en 2013, tal y como exige Bruselas.

Ahora bien, el director del IEE respalda el plan de ajuste adicional del gasto del Gobierno, al considerar «necesaria» la congelación de la plantilla y los sueldos de los funcionarios durante dos años. El Ejecutivo ha aprobado un recorte del 5% de media de los salarios públicos para los últimos siete meses de este año, que quedarían congelados durante 2011.

El Gobierno abrió en junio una nueva línea ICO para pymes de hasta 200.000 euros fruto de los Pactos de Zurbano. Para Iranzo, estos créditos pueden producir una «situación perversa», al considerar que podrían generar más morosidad de la que se pretende corregir. «La normalización de los mercados de crédito, la circulación sanguínea de todo tejido productivo es, sin duda, lo más urgente para la economía española», agrega Ontiveros.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído