Madrid. Los atascos en los accesos a la capital cuestan 3,4 millones de euros al día y 329.000 horas perdidas

Los atascos en los accesos a Madrid suponen un coste de 3,4 millones de euros al día (839 millones al año) y un total de 329.000 horas perdidas (81 millones al año), según datos facilitados este lunes por Pedro Calvo, delegado de Seguridad y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid.

Calvo, que inauguró un curso de verano de la Universidad Rey Juan Carlos en Aranjuez sobre «Transporte público y crisis económica», habló de las políticas de movilidad de su departamento y enumeró los principales problemas de tráfico que sufre la capital.

Según Calvo, los mayores problemas se presentan en las principales vías de acceso, aunque los tramos de congestión constituyan sólo un 3% del todo el viario y se concentren en las «horas punta» (entre las 07.00 y las 10.30 horas y entre las 18.00 y las 20.00 horas).

Cifró el coste económico y en horas perdidas que suponen los atascos en los accesos a la ciudad, y dijo que el tiempo medio perdido por cada usuario por esta congesión es de «14 minutos diarios, lo que equivale a 7 días de vacaciones cada año». Explicó que vías de competencia municipal como Calle 30 concentran el 12% del total de esa pérdida de tiempo de los conductores madrileños.

Por ello, Calvo dijo que uno de los pilares de la política municipal es la apuesta por el transporte público, que concentra el 53% de los desplazamientos dentro del área metropolitana y el 50% de los realizados en toda la región. Por zonas, el uso del transporte público es muy elevado en la almendra central de la ciudad (más del 74% de los desplazamientos), según informó el Consistorio.

OTRA CIRCULAR EN EL METRO

Calvo, que afirmó que la movilidad es un factor decisivo que condiciona la competitividad de toda la ciudad, destacó las mejoras introducidas en la EMT para mejorar la movilidad en la capital; y dijo, respecto al Metro, que «será imprescindible trabajar en la creación a medio-largo plazo de otra línea circular que descongestione la actual y reduzca tanto los tiempos de viaje en transporte público exterior a Calle 30 como la dependencia del vehículo privado».

A su juicio, otros de los ejes de la política de movilidad son los intercambiadores de transporte; potenciar el uso de transportes alternativos, como la moto y la bicicleta, y fomentar los desplazamientos a pie. En el capítulo de infraestructuras, dijo que la transformación de Calle 30 ha sido sin duda la actuación con mejores resultados para la movilidad.

Pero, para Calvo, casi tan importante como tener un transporte público eficiente, fomentar otros modos alternativos, o crear nuevas infraestructuras, es que los carriles de circulación estén limpios y no haya estacionamiento en doble fila. A este respecto, dijo que los parquímetros y los agentes de movilidad han hecho que en el interior de la Calle 30 los índices de indisciplina en 2009 hayan bajado casi un 70% respecto a 2006.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído