La familia Radó insta a la consultora Christie a abstenerse de vender dos hoteles de Nueva Rumasa

La familia de empresarios mallorquines Radó ha comunicado a Christie & Co que tiene abiertos litigios contra Nueva Rumasa por impagos en la compraventa de dos hoteles ‘Beverly’ y ha requerido a esta consultora, contratada por la familia Ruiz-Mateos para desprendersse de su división hotelera, que se abstenga de intervenir en la venta de estos dos establecimientos.

En el caso de que Christie mediase en una operación en este sentido, los empresarios advierten de que podrían impugnar la compraventa y exigir a la consultora responsabilidades por los daños y perjuicios que les pudiera ocasionar, según consta en un burofax, al que tuvo acceso Europa Press.

En cualquier caso, requieren a la consultora que ponga en conocimiento de los potenciales compradores la existencia de los litigios en marcha, pues «afectan y comprometen a los hoteles que tratan de vender».

En concreto, la familia Radó recuerda en su escrito que los hoteles Beverly Playa y Berverly Park, ubicados en Baleares y Canarias, respectivamente, pertenecen a las sociedades Estancia Hotelera y Maspalomas Hoteles, que fueron adquiridas por una empresa de Nueva Rumasa en 2008.

Los Radó transmitieron sus acciones en ambas sociedades «sin que a día de hoy haya sido satisfecho la mayor parte del precio de venta», que en su caso, supera los 5,5 millones de euros.

Por este motivo, estos empresarios promovieron un juicio cambiario ejecutando los instrumentos de pago entregados por Nueva Rumasa y sus avalistas y, «ante la existencia de indicios delictivos en la conducta de los compradores», interpusieron una denuncia ante la Fiscalía de Baleares.

Nueva Rumasa tenía previsto comenzar a recibir las ofertas por los quince hoteles que ha puesto a la venta con la intención de desprenderse de ellos en bloque, agrupados o de forma individual a partir del 22 de abril, informaron a Europa Press en fuentes cercanas al proceso de venta.

Las sociedades que gestionan estos inmuebles hoteleros se encuentran en fase ‘preconcursal’ y suman una deuda de más de 200 millones de euros, principalmente créditos hipotecarios.

Según estas fuentes, «no hay ningún impedimento» para la venta de los hoteles Beverly. «Están todos los activos a la venta; posteriormente los compradores realizarán la ‘due diligence’ y verán la situación de cada uno de ellos», señalaron.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído