Bruselas acusa formalmente al grupo Pometon de participar en un cártel para pactar precios

La Comisión Europea ha enviado este jueves un pliego de cargos al grupo italiano Pometon, que cuenta con una sede en Ripollet (Barcelona), en el que le acusa formalmente de participar en un cártel en el sector de las granallas de acero abrasivas con el objetivo de pactar los precios, lo que vulnera las reglas de competencia de la UE.

El envío del pliego de cargos no prejuzga el resultado de la investigación, según ha explicado el Ejecutivo comunitario. La empresa puede ahora enviar alegaciones a Bruselas y solicitar una audiencia para defenderse. Pero si se confirman las acusaciones, la Comisión podría imponerle una multa de hasta el 10% de su volumen de negocios.

La investigación de Bruselas comenzó con inspecciones por sorpresa en junio de 2010. En abril de 2014, el Ejecutivo comunitario llegó a acuerdos con cuatro empresas (Ervin, Winoa, Metalltechnik Schmidt y Eisenwerk Würth) que reconocieron su participación en el cártel y les impuso multas por un valor total de 30,7 millones de euros. Las pesquisas sobre Pometon han continuado según el procedimiento normal.

Las granallas abrasivas se componen de partículas de acero y se utilizan para la limpieza de superficies metálicas en las industrias siderúrgica, del automóvil, metalúrgica y petroquímica. También pueden usarse para cortar piedras duras como el granito o el mármol.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído