Interior ve prioritario compartir información en la UE para combatir a los yihadistas europeos

El secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez, ha defendido hoy que la medida «más importante» que los países de la UE debe adoptar para combatir la amenaza de los yihadistas europeos que viajan a Siria e Irak es compartir toda la información para detectar sus movimientos y poder evitar que cometan atentados a su regreso a Europa.

Los ministros del Interior de la UE han vuelto a discutir cómo luchar contra los yihadistas europeos, alrededor de 3.000 según los datos del coordinador antiterrorista, Gilles de Kerchove, que representan la amenaza que «desde el punto de vista de la seguridad más preocupa en el ámbito de la EU», según ha indicado Martínez.

«La primera medida, la más importante, es tener información, compartirla y ponerla en común para poder cruzar esos datos», ha resaltado el secretario de Estado de Seguridad. En este sentido, ha defendido incorporar esos datos a «bases compartidas» y ha apoyado la propuesta de la oficina europea de policía, Europol, de crear un punto de enlace para poner en común esta información, no sólo entre los Estados miembros, sino también con países terceros afectados.

«El fenómeno de los combatientes extranjeros no se puede aislar en un solo país. Son personas que se pueden desplazar a territorios de conflicto y, cuando regresan, se pueden mover libremente en el ámbito de la UE, y es por eso por lo que tienen que ser perfectamente detectados esos movimientos y perfectamente conocidos los eventuales sospechosos de haberse desplazado a esos territorios de conflicto y haber retornado», ha alegado.

Martínez ha apostado además por hacer un «esfuerzo compartido» en la UE para prevenir la radicalización. Se trata de poner en común las iniciativas de los Estados miembros para «prevenir que alguien tome esa decisión individual de convertirse, a partir de una serie de contactos con foros con redes sociales, en un terrorista».

En tercer lugar, el responsable español ha defendido «adaptar las legislaciones, sobre todo las legislaciones penales y la investigación criminal, a esta nueva amenaza», que ya no viene tanto de «organizaciones convencionales terroristas» sino de «lobos solitarios, individuos que se pueden convertir en cuestión de días en una gravísima amenaza».

«En eso también creo que la contribución de España es muy importante porque nosotros estamos justamente en ese proceso de reforma de nuestro ordenamiento jurídico para adaptarlo a esas nuevas amenazas terroristas», ha señalado el secretario de Estado de Seguridad.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído