Sacyr, pendiente de reclamaciones por las obras del Canal de Panamá que suman 1.240 millones

El Grupo Unidos por el Canal, liderado por Sacyr y encargado de la ampliación del Canal de Panamá, está actualmente pendiente de que se resuelvan reclamaciones por sobrecostes surgidos en el proyecto que ha presentado por un importe total de 1.515 millones de dólares (unos 1.240 millones de euros).

Las reclamaciones están en proceso de resolución en alguno de los tres distintos organismos ante los que, según el contrato, se pueden presentar, según explica Sacyr en una información adicional a su memoria anual de 2013 remitida este viernes a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Según el contrato, las reclamaciones deben primero notificarse a la Autoridad del Canal de Panamá (ACP). Las que rechace este organismo promotor de la obra pueden dirigirse a la Junta de Resolución de Disputas, un organismo formado por tres expertos, uno de la ACP, otro del consorcio y otro pactado por ambos. En última instancia, se deben presentar ante el Tribunal de Arbitraje de Miami.

En la actualidad, del total de reclamaciones del grupo que ejecuta las obras, en el que Sacyr tiene una participación del 48%, la parte de mayor cuantía es la que está aún pendiente de resolución por parte de la Autoridad del Canal. Se trata de un monto de 898 millones de dólares (unos 735 millones de euros) que suma varios conceptos que se han ido notificando a la ACP.

En cuanto a la reclamación que el consorcio constructor presentó en relación con las características del terreno y su utilidad para fabricar los hormigones, que cifra en 497 millones de dólares (unos 407 millones de euros), se encuentra a la espera de resolución de la Junta de Resolución de Disputas.

En este sentido, la constructora detalla que esta junta celebró una vista para su consideración en Panamá entre los días 22 de septiembre y 4 de octubre, y que se «comprometió a emitir una determinación, vinculante para ambas partes, antes de final de 2014».

Por último, el consorcio está pendiente de reclamaciones por 120 millones de dólares (unos 98 millones de euros) ante el Tribunal de Arbitraje de Miami. La fecha prevista de presentación del caso es el próximo 31 de enero de 2015, si bien Sacyr indica que ya se han ido adelantando «diferentes cuestiones procesales previas».

AVANCE DE LOS TRABAJOS.

Las reclamaciones por sobrecostes que Sacyr y su socios del consorcio (Impregilo, Jan de Nul y Cusa) que construye la ampliación del Canal de Panamá son paralelas a los problemas de financiación que la obra presentó hace ahora justo un año. Este contencioso concluyó en febrero, tras un parón de varios días en las obras, gracias a un acuerdo entre las empresas y la ACP que garantizó el coste de los trabajos, que está previsto que concluyan a comienzos de 2016.

En este sentido, Sacyr informó recientemente de la consecución de un nuevo hito del proyecto, considerado uno de los mayores de la ingeniería civil de la historia y una de las mayores obras conseguidas por firmas españolas en el exterior.

Se trata del inicio del proceso de colocación de las compuertas en las nuevas esclusas, que el consorcio calcula que concluya a mediados de 2015. Posteriormente, procederá a la inundación de las nuevas esclusas para ponerlas en marcha en pruebas.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído